Parecidos razonables

Von Papen

Leeremos en los libros de historia que en el pasado mes de noviembre se intentó proclamar la Infabilidad de la Generalitat. La del Papa se establece el 18 de julio de 1870. Ésta, el 20 de noviembre de 2013. Principio y fin de Franco. Simbolismo no le falta.

La de ahora, como aquella vieja publicidad de un whisky, parece hecha por los de allí para los de aquí, pero en realidad, aunque persiga la multa y la censura de los voceros ajenos a Cataluña, lo que busca es el fin contrario; es decir, amedrentar a los medios propios haciéndoles ver lo que les puede pasar si se les ocurre salir del dogma. Eso, si queda alguno díscolo, que es dudoso.

El dogma que se proclama es conocido: Fuera del proceso de independencia no hay salvación, ni mucho menos, subvención.

En realidad es un eslabón previsto en la hoja de ruta desde hace mucho tiempo y el CAC es el órgano ejecutor de la doctrina, con su infierno y su paraíso incluidos. Allí se sientan, confundidos entre el paisanaje afecto a la causa, socialistas y populares, que votan en contra o se abstienen ante la represión, pero que participan como dóciles corderitos para dar apariencia democrática al nuevo pogromo ideológico desatado contra la disidencia. Que no se quejen luego de lo que ocurra porque ellos dan carta de naturaleza al CAC tanto como los otros.

A Von Papen también lo tuvo Hitler en el gobierno para camuflar sus intenciones totalitarias, pero luego le dio la patada y asesinó a sus colaboradores.

No se trata de forzar comparaciones odiosas. Son los propios acontecimientos los que cada vez van adquiriendo mayores paralelismos con procesos políticos ya conocidos y rechazados con aparente unanimidad, aunque a la vista está que no.

El CAC se limita al audiovisual, pero ya ven, debería incluir la letra impresa.

3 Comentarios a “Parecidos razonables”

  1. Bartolo

    En la historia reciente tras las guerras mundiales se han dado casos de nacimientos, extinciones y modificaciones de Estados, la mayoría, fuera de Europa se han producido a consecuencia de descolonizaciones, en Europa por hundimiento ideológico del comunismo etc. así tenemos los casos de Yugoslavia, URSS, reunificación alemana, Desgajamiento de Checoeslovaquia Yemen etc. nada que ver con el caso de Cataluña que unilateralmente y con violación del ordenamiento jurídico pretende conseguir la secesión.

    Como consecuencia del Romanticismo, nacen en Europa y España los nacionalismos a lo largo del Siglo XIX, especialmente en su segunda mitad, primero como movimientos culturales ( filosofía, música, literatura, historia etc. dando lugar lugar posteriormente a los movimientos politicos que se apoyan en las miticas ensoñaciones de los primeros.

    El de Cataluña fué inventado por la Renaixença, y si mal no recuerdo, la verdad es que los catalanes creo que sí han sido independientes en un par de ocasiones…..casi un día (ni 24 horas) durante la guerra de 1640 (justo antes de entregarse a Francia) y unas horas en 1934. Para ser una “nación milenaria” como dicen no está nada mal.

    La cosas han llegado a un punto en que no se puede debatir con ellos, porque se mueven en un entorno de sentimiento+emociones, ó mejor de sentimientos frente a la razón, a quienes lo promueven no les apetece recordar a a Balaguer: “”lo que existe es una Patria -España- y un hogar:Cataluña”.

    La cosa es que refutar un mito es complicado. Fijémosnos en el el mito de la virginidad de María, la santisima trinidad, la transustanciación, etc, de la Iglesia católica, y lo dificiles que son de refutar. Y no se me diga que no son absurdos -o, mejor, contrafácticos, para que nadie se moleste, mucha gente vive en todo el orbe al calor de esos mitos, porque es cuestión de Fé y de educación . El asunto ya no es lo que creen los catalanes que son o han sido. El problemón es lo que quieren ser, y no son conscientes del precio a pagar.

    Conviene, llegados a este punto, no olvidar la dejación de funciones del estado español en todo un largo proceso desde las transferencias de Aznar para asegurarse los votos de Pujol, a la revisión del estatut de Zapatero, el cortoplacismo de los sucesivos gobiernos de turno sin ver lo que se estaba cociendo.

    El otro dia leí en La Vanguardia un artículo sobre lo que dice Timothy Snyder en The Reconstruction of Nations: “Refutar un mito es como bailar con un esqueleto: es muy difícil desengancharse del decepcionante y tenue abrazo una vez la música ha empezado, cuando te das cuenta de que son tus pasos los que lo mantienen en movimiento”.

    Afirman que negarles el derecho a una consulta es antidemocrático, se olvidan de que no se puede hablar de democracia cuando no se respetan las Leyes, y de que votaron que la soberanía nacional reside en el pueblo español (art. 1.2 de la Constitución), pretenden unilateralmente y con violación del ordenamiento jurídico tomar la decisión de separarse de España,olvidan que seríamos todos los españoles los que tendríamos que decidir, igual que fuimos todos los españoles los que aceptamos la Constitución que nos llevó a las autonomías. Esto se pasa por alto, al principio fue el derecho de autodeterminación pero como el derecho Internacional solo avala la autodeterminación de los territorios coloniales (y Cataluña no es una colonia) cambiaron el eslogan, por lo del derecho a decidir.

    Por último, ciertos excesos verbales de tertulianos afines a los partidos producen justamente un efecto que favorece al nacionalismo. A veces pienso que existen separadores ademas de separatistas. Aquellos que pretenden separar tampoco debieran hablar en nombre de España.

  2. manel

    Para unos es dogma que fuera del proceso de independencia no hay salvación, para otros es dogma lo contrario. Pues cada uno que gestione sus dogmas como se lo pidan sus gónadas.

    Dogmas aparte, hacer analogía del CAC con el nazismo es una frivolidad propia de quien no tiene ni idea de lo que se trae entre manos. Dicho sea con todos los respetos.

  3. manel

    Expone usted, Sr. Bartolo, sus ideas con una gran coherencia, sean cuales sean. Pero yo le hago estas dos preguntas:

    ¿Qué sería de la sociedad actual sin en un momento determinado no se saltara a la torera el ordenamiento jurídico?.

    ¿Realmente cree que el auge del nacionalismo es sólo fruto de una manipulación?. ¿O se trata de una mutua incomprensión?.

    Que conste que me siento más cerca de sus posiciones (que no comparto en su totalidad), que de las independentistas.

    Por cierto, la frase de Víctor Balaguer es muy similar a la de otros considerados padres del movimiento independentista catalán, como Valentín Almirall. Pero está sacada de contexto. Yo estaría de acuerdo con él si se aceptara el modelo que el proponía: una monarquía federal.

    Un saludo

Comenta