El Festival de Camps

Camps cambia de traje

Camps dimitió y son inevitables las comparaciones. Hay 80 políticos imputados y ¿cuántas dimisiones? Hay faisanes, hay eres y hay de todo. Ignoramos qué calado auténtico tiene el baldón lanzado contra Camps, así como los lanzados contra Bono y otros hasta esos ochenta y cinco que son objeto de acusaciones delictivas sin haber pasado todavía por el juzgado. Quienes les acusan tendrán sus pruebas, pero ni el uno ni los otros ocuparon jamás este espacio, porque esto no es un tribunal.

Ahora bien, en el terreno político, en el opinable y no mensurable, cabe resaltar que la oficialidad se ha quedado sin un Camps donde pegar y eso tiene que doler; porque además de perder ese mínimo saliente donde seguir apoyando la montaña de la corrupción, su hombre del traje les ha propinado un rapapolvo en plenas napias, acompañado de una previsión de futuro vergonzante, que guardaremos en el congelador hasta comprobar si se cumple o no.

El caso es que la dimisión del presidente valenciano, lejos de colmar las aspiraciones de justicia que anidaban en el corazón de sus acusadores, los ha dejado cariacontecidos, patidifusos y con escozores inguinales, debido quizás a que se las prometían muy felices con la foto de Camps aferrado a la poltrona y llorando a lágrima viva, cual nostálgico ET:

_¡Mi traje, mi trajeeeeeeeeee!

Por lo que se pudo comprobar en mayo, a los valencianos les importa poco, muy poco, o nada, el contencioso de la sastrería, y aunque no debe ser así, porque el delito no desaparece por ser pequeño, algo nos dice que si Camps fuese el abanderado de la corrupción política española, tal como les gusta presentárnoslo, podríamos solicitar sin rubor que se abriese para todos ellos un proceso de canonización conjunta, como la de los 120 mártires de China que llevó a cabo Juan Pablo II.

11 Comentarios a “El Festival de Camps”

  1. vicente

    LA CHUPADITA

    Hace muchos, muchos años, que esta vaca, pace en los verdes prados gallegos, pero en el trastero de la memoria, quedan posos de la palabra chupadita o “chupaeta”.
    Recuerdo cuando en la Heladería Peña, le pedía a mi hermano “Me das una chupadita de tu horchata”
    También esta en mi memoria, cuando con ocho años, le pedía al primer amor de mi vida
    “Dixam pegarli una chupaeta al teu polo” (Déjame darle una chupadita a tu helado).
    Pero les prometo, que no recuerdo los modismos actuales.
    Como el que usa D. Esteban Pons, Portavoz del PP, cuando dice “Rubalcaba debía darle una chupadita al bote de la medicina que tomo Camps”
    O cuando D. Vicente Sanz, ex presidente del PP valenciano y Secretario del Consejo de Administración de Canal 9, bajándose los pantalones delante de tres empleadas de la compañía de televisión, y mostrando su miembro viril, cual palo de la bandera de la Legión, ordena “Pégueume una chupaeta”.
    Yo creo, posiblemente de forma equivocada, que el lenguaje se ha pervertido con el tiempo.
    La chupadita o “chupaeta”, antes era más tierna.

  2. vicente

    La libertad que los partidos, sobre todo los grandes, dejan a la militancia para desarrollar su intelecto, es tan grande, que ellos, sean el PSOE o el PP, se limitan a enviar un correo al que titulan “Argumentario para el militante”
    Por ejemplo, ellos envían un correo, donde dicen “VERDE”
    Y el militante, en el ejercicio de su libertad indeclinable, escoge si decir:
    Verde aceituna
    Verdoso
    Aceitunado
    Cetrino
    Verdemar
    Esmeralda
    Glauco
    Etc. etc.
    Les juro por Celestino Prado, que hoy el “Argumentario para militantes” de Génova, ha sido textualmente el siguiente:
    “El ejercicio de responsabilidad de Camps, deja sin discurso al PSOE”
    ¿Quién es el que no ha entendido lo de ……”para militantes”?

  3. enrique

    Pues resulta que los valencianos al igual que los gallegos(supongo) tendrán prioridades en la vida y creo que alguien que ha creado bienestar a los valencianos no debe dimitir por 4 trajes o 400. Nunca es comparable su buenísima gestión con que aceptara unos regalos.

  4. Prendelucus

    Será aquello de ” roba pero deja robar “…

  5. oriol

    Bitácora benévola para un corrupto, un amigodelalmatequieroungüevo. Tal vez nos convenga de vez en cuando escuchar voces sabias como ésta.

    http://www.attac.tv/altermedia/2011/06/2067

  6. jabato

    No soy sospechoso de ser “campista” (dícese ahora del que defiende a Francisco Camps, no del que va de camping), y a lo largo de muchos meses, cualquiera que lea mis entradas en la bitácora puede ver que, desde el primer día, he venido diciendo que Camps tenía que hacer, justamente, lo que ha hecho ahora.

    Las responsabilidades penales, si las hubiere o hubiese, ya se dilucidarán. De momento, la responsabilidad política del Sr. Camps está abonada, como se pagan estas cuestiones: con la dimisión.

    Decía Elena Valenciano al recibir la noticia que “esto no es suficiente, hay que depurar toda la trama Gürtel”. Puede que tenga razón, pero me temo que, políticamente, el asunto muere aquí. El PSOE hará lo imposible por continuar sacando leche de esta vaca, pero me temo que será intento en vano. En breves días, Camps habrá desaparecido de la escena pública, ya que la prensa (incluso la gubernamental) tiene memoria de pez, y no podrán seguir manteniendo en la primera página a un señor que ya ha dimitido.

    Es, por tanto, momento de pasar página, y de hablar de otras cosas. ¿Qué cosas?. Pues ya se irá viendo: las que nos depare el día a día. Los múltiples asuntos de los que no interesaba hablar, y venía muy bien tener un Camps para taparlos. Hay que reconocer que los trajes de Camps debían tener más tela que la carpa de un circo, pues han servido para contestar a todo.

    Si se hablaba del Faisán, se respondía con Camps; si se hablaba de los embalses (que no pozos) de corrupción en Andalucía, también bastaba con mencionar los trajes para desactivar la pregunta; si se mencionaba el macropufo de Castilla-La Mancha, te respondían igualmente con el vestuario del Presidente valenciano.

    Estoy yo pensando que Rubalcaba (ahora que ficha a los asesores que Obama utilizó en su campaña electoral) todavía tratará de buscar algún hilo al que agarrarse. ¿Habrá manera de probar que los trajes de Camps fueron fabricados por el mismo conglomerado judeo-masónico-bancario que nos tiene hundidos en la crisis económica?.

    Por intentarlo, que no quede.

  7. jabato

    He leído, sr. Vicente, con la atención que merecen, sus post de días anteriores, y realmente, de Vd. puede decirse que piensa lo que escribe. Otra cosa es que esté equivocado en sus conclusiones (para mí, claro), pero evidentemente, Vd. expone argumentos y no consignas.

    Sin embargo, y frente a la prolija encuesta o serie de preguntas que Vd. plantea en torno al caso Faisán (que, ciertamente, de todas ellas se podría hablar y matizar), yo sigo recordando dos cuestiones, muy sencillas:

    - ¿Se informó desde un teléfono de un alto mando policial a un etarra de que iba a ser detenido, para evitar dicha detención?. La respuesta, cuando la encontremos, debería ser un monosílabo.
    - Suponiendo que tal llamada hubiera (o hubiese) existido, ¿podemos creer que el Jefe Superior de Policía del País Vasco se lanzó a realizar tal gestión por su cuenta, sin conocimiento o autorización de los responsables políticos del Ministerio del Interior?. Otro monosílabo por respuesta, por favor.

    Y, aclaradas esas dos cuestiones, luego podremos hablar de la intención de los policías, de la oportunidad de salvar el “proceso de paz”, de la impecable trayectoria de los servidores públicos (que nadie ha cuestionado, por otra parte), y del sexo de los ángeles.

    Pero, antes, ¿podríamos conocer la respuesta a las dos brevísimas que he planteado?.

  8. vicente

    Amigo Jabato (con su permiso)
    ¿Mi opinión sincera?
    A la primera
    SI
    A la segunda
    SI
    ¿Que cometieron un delito los imputados?
    TAMBIEN
    ¿Qué lo sabían, y por tanto tienen responsabilidad política el Sr. Rubalcaba y el Sr. Camacho?
    SIN DUDA.
    Pero Ud. decía hace unos días que tenía formación católica.
    Jesús, ante Pilatos, pudo salvar su vida admitiendo el poder de Roma y no lo hizo.
    Se convirtió en el primer mártir del cristianismo.
    Pedro, para salvar su vida, mintió tres veces.
    Después, construyo una Iglesia que ha perdurado a lo largo de los Siglos y que con sus errores y sus aciertos, es un ejemplo digno de encomio.
    ¿Habría alguien capaz de criticar la actitud de Pedro?
    Y conste que nunca he justificado el chivatazo para salvar el proceso de paz.
    He hablado de otras razones.

  9. vicente

    Perdon.
    A la segunda pregunta, obviamente es NO

  10. SEito

    Sr Jabato, los trajes como muy bien dice Vd contenían miles de metros de tela, pero tela, lo que se dice tela, es el invento de la Gürtela . En la línea habitual, tan bien descubierta por Vd. sirve para todo menos para contestar con monosílabo .

  11. Gorila

    Yo no creo que un político deba dimitir por estar imputado. Estar imputado significa exactamente eso: Estar imputado. No significa ser culpable de algo.

    EN este país existe (no sólo para políticos de izquierda) una cosa llamada presunción de inocencia. Parece que los porteros de discoteca y los políticos no de izquierdas no gozan de ella pero creanmen si les digo que ni el Código Penal ni la COnstitución ni la Ley de Enjuiciamiento Criminal hacen semejante excepción, (al menos de momento que Rodriguez por lo visto quiere modificar esta última y a ver cómo queda la cosa).

    Así que no creo que Camps tuviera que dimitir, al menos de momento. (Sí los socialistas que han sido CONDENADOS y están en sus cargos tan ricamente).

    No por la imputación, me refiero. Pero sí por mentir. Porque Camps mintió.

    A menos que el juez sea un sectario de la rama más ultra de JUeces por la Democracia (sic), no creo que vaya a apreciar cohecho (ni propio ni impropio) en aceptar unos trajes como regalo.

    Pero ese es otro tema. Lo importante a la luz de la política es que Camps mintió. Dijo que no se los habían regalado, que los había pagado. Y luego se desdijo.

    Y la mentira es lo que no se puede consentir en un político.

    También es cierto, en otro orden de cosas, que ahora parece que el PSOE se queda sin “respuesta para todo”, (Gurtel, ese mantra), aunque no estoy del todo seguro porque se pasaron décadas contestando a todo con “¡Qué vuelve Franco!” (hasta que gobernó Aznar y entonces enterraron al dictador, más o menos), y no veo yo por qué van a dejar ahora de decir “Gurtel, Gurtel” a cualquier cosa que se les diga.

    Yo apuesto a que el Gurtel se convertirá en la tercera persona de la santísima trinidad del catecismo socialista y así a cualquier cosa que se les diga podrán contestar que la culpa es de Franco, Aznar y el caso Gurtel.

    Buenos son ellos… :-(

Comenta