El Venidero

Sócrates demuestra cuán malo es sentarse, pues de esa guisa se va a tomar la cicuta

Leo con preocupación un titular: “Permanecer sentado más de seis horas supone un peligro de muerte”. Hago cálculos y veo que supero esa cifra con creces. Horror, me voy a morir sentado. Pasado el primer sofoco, me tranquilizo. Seré merluzo, si eso ya lo sabía desde hace tiempo. Es el destino inevitable de los seres vivos. Uff, menos mal.

Sigo la lectura y justo al lado, una información advierte que “Correr puede causar celulitis y ataques cardíacos”. Ya son ganas de amargarte la existencia. Primero te defuncionan por no moverte, y en cuanto te levantas, zas, ya están con las coronarias a vueltas. Lo mejor va a ser quedarse en la cama.

Antes no había estos melindres. Es imposible imaginar a Sócrates haciendo footing, o a Pericles dándose una pomada de extractos de albaricoque para mantener la tersura de su piel; o a ambos intranquilos por estar demasiado tiempo sedentes. Aunque el respeto a la muerte es eterno, estas preocupaciones por esquivarla a toda costa son inequívocamente modernas.

Juan de Serantes y Galea, a quien la prensa consideró en su momento que era el primer gallego con más de un siglo de existencia, _ cuando la esperanza de vida no superaba los 35 _, protagoniza una biografía nada ejemplar. Nace en Santa María de Galdo, en Viveiro, el año 1785. Tras servir diez años en el Regimiento de Coraceros del duque de Medinaceli entre batallas y privaciones, regresa a Galicia y se afinca en San Xulián de Osedo, parroquia de Sada. Desde ese momento, cuando ya ha cumplido los treinta, y hasta que pasen los ochenta que todavía le faltan por vivir, se dedicará a la mendicidad, a recorrer descalzo las corredoiras de los alrededores y a mal alimentarse con lo que pilla. Eso sí, jamás hizo footing, ni permaneció muchas horas sentado. La gente de Sada, muy dada a los motes, lo rebautizó como El Venidero. Sépase.

6 Comentarios a “El Venidero”

  1. SEito

    Ahora entiendo porque volcamos la abuelidad de casa a Sada para pasear, y no para otras zonas ártabras, capital incluída . Es un comentario que viene de atrás, el hecho de poder pasear entre normales ( precarios que denomino y entre los que me incluyo) ahora en el marítimo paseo, desaparecidas las corredoiras, si bien a este paso, con la renovación de os cruceiros, aparece una especie nada precaria que desentona con el transcurrir mariñeiro que lo precedía; cruceiros de pedra por cruceiros de fibra de vidrio e con pao mais botavara de aluminio “for Sailinj” ( adoro navejar) .
    Pra comer polo, primeiro hay que comer sardiñas, que dí Tonina (de terras de Pantón) era un dito moi dito daquelas, cando o polo era tal pero nas ocasios das festas namais . E Sada mais sardiña ou chipirón é un todo, vese que pra chejar mais lonxe que cos produtos do curral .
    Chejar non chejaremos de sejuro en anos tan lonxe coma o Venidero pero pasear pasease .

  2. principiopeter

    Tan inmaculada y leve que era esta bitácora cuando sólo se dedicaba a glosar la geografía gallega por menudo… y ya retorna a donde solía. A convertirse en pudridero. ¡Hay que ver qué comentarios se arriman, aprovechando el anonimato! Sí, claro, hay libertad de opinión y debe respetarse; pero “esa” libertad da como un poco de grima. Esto no es debate, es pura mala educación trufada de altanerías y lenguaje faltón.

    Sr. De Cora, vuelva a la cartografía lugareña, por favor.

    Menos mal que Miranda ha regresado de su voluntario exilio…

  3. MIRANDA

    El Venidero en cuestión cumple los dos preceptos básicos para ser longevo: MUCHA SUELA Y POCA CAZUELA. Su vida mendicante (Pepiño dice mendigante, el sabrá por qué conceto concreto) e itinerante, lo movía a tragar millas, y su precaria condición, a comer poco.
    Una anciana centenaria de la familia, decía siempre a la hora de comer:”Filliños, no hay peor suplicio para mí que sentarse a la mesa”..y encima, andaba todo el dia de zascandila, por eso llegó a cumplir el siglo.

    Mira JOSÉ, chatungui, de entre todo ese negocio inmenso que genera el “!body cult” , y que en el fondo no es otra cosa que el ilusorio intento de no morirse nunca, entre todas las pomadas, spas, masajes, suplementos vitamínicos y abracadabras del marchandising publicitario , que te queden claras dos cosas: Si no quieres darle una alegría a tu amigo ANDREA (quien bien te quiere… te hará sudar la gota gorda) recuerda que ES FUNDAMENTAL hacer ejercicio físico cada día, y levantarse de la mesa con sensación de hambre .

    PRINCIPE PETER, no hubo tal exilio, ni dimití de mi cargo de presidenta del club de fans del CORA (cargo sin remuneración, en contra de lo que se pudiera pensar), tan sólo un break para tomar el fresco, porque los coñazos me pueden. Saludos afectuosos. Sabes que te ajunto y que eres santo de mi devoción. Biquiños mil y buen verano.

  4. Isaiah Given

    extravagant log you’ve corner

  5. golf cart walmart tires

    Excellent post. I was checking continuously this blog and I am impressed! Very helpful info particularly the last part :) I care for such information a lot. I was looking for this certain info for a very long time. Thank you and good luck.

  6. Female Hair Regrowth Supplement

    I adore this website layout . How do you make it? Its so nice!

Comenta