Diálogos de Plató

JJV encantado con el Gobierno y cabreado con la Princesa

Mi interés por la obra completa de Jorge Javier Vázquez tiende a ser nulo, aunque me acuso de haberlo seguido con asiduidad los años del Tomate, porque coincidía con mi cabezada de emergencia vespertina y porque Carmen Alcayde lo hacía muy bien con su escote palabra de honoris causa.

Con el paso del tiempo y el cambio de horario, apenas he vuelto a tropezar con el filósofo, salvo cuando se sale de madre y aparece en medios distintos a los suyos para recordarle que debe encauzarse por el buen sendero.

Todos entendemos que encerrarse varias horas al día en una jaula de grillos con la pretensión de no acabar haciendo cri-cri con sus propios élitros, es tan descabellado como extraer carbón sin tiznarse de negro.

De Pedro a esta parte, sus tics histérico-partidistas se desatan a pasos agigantados y nos vemos en la obligación de preocuparnos por su salud. No se sabe si le pagan poco o le pagan demasiado, si lo han ascendido de bufón a paje, si le va ancho el traje y estrecho el cuello, o si es por ello que los grillos que apacienta se impacientan y disparan por su cuenta. Fijo es que al hombre se le atragantan los díscolos porque con ellos revueltos puede dejar de percibir los emolumentos.

Eso de que la Princesa del Pueblo critique al Gobierno es más grave que cincuenta cayetanas hablando sin parar en el Congreso. Espabila, Jorge Javier; que nos van a tirar de las orejas.

Y él se enfurruña, se enfosca, se agría. Barrita por los pasillos, grazna en el camerino, aúlla en maquillaje. Esto es un desastre. Se me ha derechizado la granja. Así no hay quien llegue a fin de mes.

Al filósofo se le nubla el entendimiento y no es capaz de percibir que no basta el tamaño del sobre para tapar todas la miserias. Su tinglado puede irse al traste si Andreíta, además de no comerse el pollo, salta con que está mal cocinado.

2 Comentarios a “Diálogos de Plató”

  1. Ramon

    O peor de un presentador de programas desta índole, é que mostre a súa peor faciana, en directo nun programa no que o único que fixo unha das participantes foi dar a súa opinión, por suposto contraria a del, o que se debe traducir en TOLERANCIA, por parte do presentados, de outra banda, a súa ideoloxía, debe quedar fora do programa posto que non vai deso a temática do mesmo, perdeu os papeis e debería retirarse a meditar sobre a súa saída de tono.

  2. sintrom

    Dicen que adrina lastra y belén tienen los mismos estudios, los trabajos son parejos también.
    El populacho las aplaude a ambas y la prensa del corazón y del panfleto se forra.
    Pronto quedaran en plaza pedestales para sus estatuas.
    Otros vendrán y seguro que las derribaran.

Comenta