La bandera de Cubillo

La imagen de Los Rodeos

Hagámonos los ingenuos y preguntémonos qué hace un candidato a la Presidencia del Gobierno español como es Pablo Iglesias agitando al aire la bandera independentista canaria creada por Antonio Cubillo antes de causar indirectamente el accidente aéreo más grave de la historia de la aviación, el de Los Rodeos, que se salda con 583 fallecidos.

Qué hace, qué mensaje quiere transmitir a sus votantes, a los canarios y a los que no lo son. ¿Quiere decir acaso que si de él dependiese, cada pedanía española, cada cantón de Cartagena, cada una de las tres Chafarinas se desgajará para morir de contento y de independencia hasta que alguien, en algún país, decida venir al rescate de sus gentes porque escasea el papel higiénico?

Quedará preciosa la foto de ayer, con el banderazo del papá novato en cualquier despacho que ocupe, si Dios no lo remedia. Posiblemente haya otras como ella en las oficinas anexas. Interior, dijo que era la cartera que más le molaba. ¿Interior de qué? Eso es lo que nos gustaría saber.

Cubillo estaba como un cencerro. Lo caló Carrillo con echarle un simple vistazo tras las volutas de uno de los pitillos Peter Stuyvesant que el asturiano fumaba y que ni canarios eran.

Se quiere hacer el machote etarra en sus adoradas islas canarias, pone una bomba en el aeropuerto de Gando, desvían el tráfico hacia Los Rodeos y dos Boeing de la KLM y la Pan Am chocan en pista con el número de víctimas indicado. Bonito detalle en cualquier biografía. Aunque di tú que de chapuceros y de anacletos agentes secretos estamos sobrados. Incluso de aquéllos que intentan acabar con él a cuchilladas.

La bandera de Cubillo no es cualquier cosa. Dice mucho de quien la enarbola. Dice del champán gastado en celebrar Los Rodeos y de las chinchetas arrojadas al paso de la Vuelta a España.

Comenta