Otro 23-F

caamanoEn Inditex, el equipo que dirige Amancio Ortega celebra los 23-F de una forma muy especial. Ésta es la fecha de 2006 en la que se conmemora el desembarco de Zara en Asia, el día en el que se inauguró Zara Shangai. El resto de los españoles solemos relacionar la fecha con otros acontecimientos más convulsos y menos propicios para descorchar champán… bueno, dependiendo en qué casa te pille la jornada.
En la de la familia Ruiz-Mateos, el 23-F no se celebra nada porque en tal día como ése del año del Señor de 1983, a don Miguel Boyer se le ocurrió expropiar Rumasa. No lo hizo el 22, ni esperó al 24, sino que tomó los trastos de expropiar la misma fecha en la que se cumplían los dos años de la pirula que le hicieron a Calvo Sotelo. Él, que esperaba ser presidente de todos los españoles un 23-F, sólo lo pudo ser finalmente un 25-F.
La dimisión de Fernández Bermejo en tan efemérico día no hace sino confirmar la fuerza de la fecha para propiciar revolcones, de la misma forma que el 20-N la tiene para servir de jornada necrológica a quienes defienden las más diversas ideas sobre España: Buenaventura Durruti y Josu Muguruza, por un lado; José Antonio y Francisco Franco por otro.
Ayer había escrito otra columna que titulé “El quemado”. Se refería a Bermejo, claro; pero el ministro se encargó de que quedase obsoleta a media mañana. Qué le vamos a hacer. Recuerdo que había pasado lo mismo el 23-F de 1981. Muchos artículos preparados para salir en la edición del día 24 fueron directamente al cesto de los papeles.
“El quemado” sí que era un artículo bonito, lleno de sesudas reflexiones. Éste de ahora no pasa de ser un artículo de calendario, como los que se escriben porque es Primavera o el Día de la Constitución.
Por cierto, enhorabuena a Caamaño.

26 Comentarios a “Otro 23-F”

  1. principiopeter

    Al respecto de este día tan recordado, el 23-F, todos hemos dado por bueno, a lo largo de los años, lo que nos han contado que pasó.

    ¡¡¡Lo que nos han contado!!!

    Pero lo que de veras pasó, lo sabrán de verdad (de la buena) no más allá de una docena de personas amén de los propios conspiradores.

    Existe un libro de un famoso abogado barcelonés, Josep Mª Loperena, en el que da -desde un punto de vista omnisciente y “connaisseur”- una descripción de la génesis, meollo y cierre del intento de complot, quiénes lo pilotaban, quiénes lo consentían y a quiénes favorecía (como no queriendo la cosa el favorecido y sin mojarse demasiado) que pone de punta todos los pelos del cuerpo y del alma.

    Según su criterio, no era cosa de franquistas nostálgicos, noooo. Eran otros, muy otros, los personajes que movían los hilos. Y que utilizaron de pantalla a cuatro franquistas medio zumbados para que se ocuparan de pringarse con la tarea borde; precisamente porque eran unos pringados. O quizás es que salió mal justamente porque eran unos pringados, vete tú a saber.

    Como a ese abogado no le han imputado ni por falsedad ni por injurias, habrá que deducir que lo que cuenta es verdad.

    Como en el caso del magnicidio de Kennedy, quizás dentro de cuarenta años se desclasifiquen los papeles secretos de aquel suceso y quizás ni entonces (como con Kennedy) se llegue a tener el agua clara.

    En todo caso, es de asombrarse el silencio hermético que han guardado todos los encarcelados por aquello. Ni uno sólo ha abierto el pico en todos estos años para quitarse el marrón o, cuando menos, para repartirlo. Ni Tejero, ni Milans mientras vivió, ni Torres Rojas, ni Armada… nadie dejó (ni incluso ahora) que le entraran moscas en la boca. Se tragaron su cárcel muy bien mandados y chitón.

    ¿Por pacto? ¿Por promesas? ¿Por amenazas?

    Porque parece más que evidente que aquella noche tremenda se decidieron los florecientes futuros de algunos “santones de la democracia” a los que después hemos llamado héroes o garantes de la legalidad, que a lo mejor no se sumaron al golpe quizás por minutos. Es lo que tienen las monedas colocadas de canto, pueden caer de un lado o del opuesto; sólo hay que rezar para estar en el lado bueno. Luego ya podrás presumir de bueno toda tu vida.

  2. principiopeter

    Pregunta meramente funcional al Sr. De Cora:

    Por favor, ¿qué día de la semana se publican en El Progreso las andanzas de Pelúdez? Me encantan, pero parece que estoy condenado a no leerlas nunca.

    Vivo lejos de Barcelona y como a mi pueblo no llega su diario, aprovecho cada vez que voy “a la capital” para pasarme por un kiosco donde lo tienen. Pero nunca pillo el día justo.

    ¿O es que Pelúdez ha dejado de existir?

  3. haha

    Sabeis una cosa? Han visto a Elvis en un K-Mart de Minessotta. Esta un poco mayor pero parece que ha perdido kilos. Y segun dicen, asegura que todos estos anhos ha estado viviendo con un grupo de marcianos a los que conocio cuando lo abdujeron sobre el Triangulo de las Bermudas.

    haha

  4. principiopeter

    Volvamos a lo de los complejos y los acomplejados, que diría Jabato desde su bondadosa sabiduría.

    Ignoro si los “socios fundadores” en participar de este blog de opinión son aznaristas o rajoyistas, pero observo que sí son netamente antisocialeros.

    Luego se han infiltrado e infiltran nuevos elementos claramente antipeperos, que no se cortan un pelo en adentrarse en territorio (digamos) hostil para difundir, a cazón, sus evangelios progretas e izquierdosos.

    ¿Lo ven? En lugar de renunciar a participar en un blog que les respeta pero que no les es afín, entran en él sin complejo alguno para laminar al adversario en su propio terreno.

    Los complejos, ahí le duele.

    Sugeriría entonces que los varios Seitos, Mirandas, Escéptikas, yo mismo, y todos cuantos abominan de la fantasmada trilera de esta izquierda ful, en lugar de limitarnos a estar en nuestro ámbito nos integráramos a diario igualmente en los blogs más cerrilmente pesoeros y/o nazionalistas para invadir sin permiso su espacio y dar caña a domicilio a sus panzudos y autosatisfechos beneficiarios.

    Ya sé que no es nuestro estilo, y que corremos el riesgo de pillar alguna enfermedad vergonzosa, pero la ventilación y el oreo siempre favorecen la eliminación de miasmas.

    Sería hora de sacudirse complejos y dar su misma medicina a los detentadores de la verdazzzz.

  5. MIRANDA

    PRINCE PETER, amore, pero ¿tu quieres dejarnos sin diversión? Porfa, porfa, porfa, ¿quieres privarnos del regocijo que nos provocan los palmeros de Bermejo y Garzón, los fans de zapatero y pepiño, los enamorados de las miembras y la fashionaria ?
    Y no contento con querer privarnos de sus insultos y sus patéticos escupitajos ( tu esnifas, tu te trajinas al jefe, tu guardas archivos de pederastia, tu eres mentalmente débil) nos animas a meternos en albañales de progredumbre para hacer mejor las digestiones y pillar cualquier cosa….Eres un malote, tío.
    La condicion que llamas “antisocialera” no se debe , en ningún caso, a una predisposición congénita contra la siniestra, SINO POR UNA PESIMA, LAMENTABLE, DELEZNABLE GESTION DE UN GOBIERNO DE COÑA MARINERA. Vamos, UNA SINIESTRA SINIESTRA, valga la redundancia.
    Ni anti, ni post, ni inter, ni infra nada. Es que este país tiene un MALO-PEOR-PESIMO GOBIERNO que NOS ESTÁ LLEVANDO AL PRECIPICIO.
    Pero es que sus palmeros y foreros zapateros, todos tiene anteojeras interesadas, y sólo miran por un ojo, mayormente el tercero. Así deponen lo que deponen.
    Y por eso mismo resultan tan divertidos dentro de su pateticidaZ y su comicidaZ . Porque no se asoman a reflexionar en común y arreglar el mundo , sino a ver si te trincan la yugular ….Pobreticos. `
    Ignorarlos no es una cuestión de complejos, loin de lâ monamipierre, sino de higiene.

  6. SEito

    ¡Jemelares o Gemelares? dependerá de la camisa ¿no?.
    Ay esa gramática española¡ SEito .

  7. escéptika

    ‘Perdonen que no me levante’, dicen que dice la lápida mortuoria de Groucho. Perdonen mi incuria, plís. Servidora no se asoma algunos días al Coramen más que a prima hora una o dos veces y me maravillo que ayer -u hoy, o sea, ayer- nuestro Reverendo Guía haya hecho doblete. O sea que ha disparado el doble caño de su recortada. (No como otros que usan rifle de varios pum, pum).

    Ahí es ná, el Ventitrésefe. Ya para entonces, con lo que ha llovido, una servidora no se creía ni la mitad de lo que oía, ni cuarto y mitad de lo que veía. Quizás por eso un archivador verde de cartón, tamaño octavilla, con unas cuatrocientas y pico fichas rayadas durmió en la maleta de mi Cientoveintisiete. Un amigo rojete del pueblo se presentó desencajado en mi trabajo: ‘Escep, tú no eres de los nuestros, puedes estar tranquila, ¿me guardarás esto -era el archivo de los ugeteros de una agrupación de barrio, lo traía en una bolsa del cortinglé- y si es necesario lo quemas?’ Mi respuesta fue textualmente: ‘Mejor lo voy quemando, porque si se arma un pifostio a mí me da el paseo cualquiera que sea el que gane’. Por aquel entonces los rojillos ya me llamaban ‘facha cabrona’ y los azuletes, ‘puta roja’.

    Las noches que pusieron días pasados lo del 23F en la tele no lo ví más que un par de ratos. Sobre todo porque era un pestiño, lento, con anacronismos, con caras de palo, pero sobre todo porque era una versión cortesana, estomagante, aduladora y más falsa que los billetes de seis euros. Los malos muy malos, y feos, y los buenos (?) superpatriotas, superdemócratas, superchanchipirulis. La griega hablaba un castellano mejor que el de ahora, al rubio no se le enredaban las consonantes y no se veía por ningún sitio el wisky que aquella noche se acabó en casi todas partes. Como compensación todo quisque echaba un cigarrito tras otro. Digno de ser firmado el guión por Hans Christian Andersen, los Hermanos Grimm o Charles Perrault. Los arcaicos cuentos de Calleja, en plan política ficción.

    Yo sí conozco a quien esa noche se puso el correaje tras darle brillo y se quitó al amanecer la pistola del cinto con cara desilusionada. Ya me había dado unos cuantos malos ratos. Quien se escondió en el almacenillo de una tienda cerrada tiempo atrás y quien a las diez de la noche ya había cruzado el Guadiana por Ayamonte. (A manojitos de capullos, estos últimos. Si quieren les doy nombres).

    No salió en el falso docudrama el cubo de basura de los lavabos del Congreso donde se acumularon slips y bragas cargados de diarreas. Ni los salones donde aislaron a los cabecillas de los partidos y cómo algunos de los grandes hombres de la izquierdona lloraban como plañideras y obedecían ostentosamente a las menores indicaciones de los picoletos, ‘ponte derecho en la silla’, ‘mira solo a la pared’.

    Es curioso que los que se cruzaban muy machitos de brazos cuando el Borbón inauguró las Cortes del 77, son ahora los que se dan codazos para parecer más monárquicos que nadie. La prueba la tenemos en este blog. Basta mirar ahí un poco más arriba.

    Siento P-Peter no dar tu target como antisocialera. Al menos no solo como tal. Hice una declaración de principios no hace mucho y no creo deba repetirla íntegra de nuevo. Que no estoy contra el sistema, sino fuera de él. Observo el panorama y lo comento tal como me sale del. Lo que ocurre es que como dijo alguien lo que toca ahora es darle caña al mono rosa. En Vandalucía porque después de treinta años seguimos en el penúltimo de los diecisiete vagones en todo, tengo acumulada mucha mala milk. En Sspaña porque desde hace cinco años nunca se había visto a semejante camada de torpes, de inútiles, de zopencos, de besaculos nazionalistas -aunque el que hablaba catalá en la intimidad puso alto el listón- al frente del BOE. Pero desde el 2000 en adelante, esta bífida con que la naturaleza quiso dotarme, largaba tanto veneno como ahora, tanto que llegaron a tomarme, una vez más, la matrícula cambiada y pasaba por sociatilla en según qué sitios. C’est la vie.

    El 23F no fue más que una comedia bufa donde casi nadie guardó el tipo y ahora todo el mundo lo cuenta en plan caperucito reservándose el papel de príncipe valiente. Nos ha merengao Moisés con el Pentateuco.

  8. SEito

    Vuelvo de llevar a mis padres a comprar Porquiño de Lugo, en la feria de determinados martes en el pueblo . Estaban tomando café en la misma cafetería donde hago tiempo de espera, los activistas de uno de los grupos en disputa el domingo próximo . Al igual que los repartidores del SI de la manifestación de Santiago que tanto ha dado que hablar_normal era si al bilingüismo_tampoco me dieron propaganda y eso que mirar me miraron a los ojos .
    Supongo que el hecho de pedir café hoy en castellano, los tiró para atrás;o la mirada que me pusieron de fábrica, no sé, el caso es que ni me la ofreciron .
    Tengo que intentar pasar por esta situación, con la única fuerza diferente a las dos que supuestamente me han visto “no tratable”, por ver si me ven de ellos; de ser así, os digo que vais a flipar junto conmigo .
    El caso es que a unos y a otros, nunca los veo con su marca cuando no están en faena y ellos por lo visto a mí sí;ese es el miedo que me entra al pensar en que por defecto de fábrica, yo voy con la diana a la vista y ellos se camuflan perfectamente en la floresta .
    ¡Con la de cazadores furtivos que siempre dió esta tierra ¡ .
    Por cierto, hoy está la página de copia y pega ¡vaya par de gemelas ¡ .

  9. escéptika

    No me toques las palmas sobrino, que una es muy rumbera y en seguida me pongo a bailar.

    Besazos, tesorete.

  10. pincipiopeter

    Una vez más, y van… tanto Miranda como Escéptika o Seito, me han dado una lección de saber estar.

    También puede ser mi torpeza, por expresarme mal o de forma incompleta. Hago mía (aunque no lo parezca) una expresión de Unamuno: “Amo la inteligencia sin mirar en qué cabeza se halla y aborrezco la estupidez venga de quién venga”. Va a ser eso.

    Así pues, dicen ustedes bien al afirmar que no son por principio anti-nada, he sido yo quién se ha tomado una libertad indebida de atribuirles ser antisocialeros. Lo que son ustedes, me parece a mí, es que son antisectarios, lo que les ennoblece.

    Hubo un político español, de otro siglo, que le dijo a un adversario: “Cuánto admiro su inmensa valía, cuánto lamento que no sea usted de los míos, y cuánto deploro que malbarate su valía siendo de esos otros”.

    Es de cuando había una cierta urbanidad y comedimiento en las formas. No como ahora, con esta manga de botarates, arrogantes, apandadores e iletrados.

  11. SEito

    Es que TRAGSA es de todo aquel que quiera “poseerla” y hay Dios como que es poseída sucesivamente por lo que ya se puede leer en este mismo medio . No deja de ser una pena, pero es lo que tiene decir una cosa en contra de otros y hacer lo mismo cuando corre el turno; lo que me dice mi cabeciña, son los mismos, pero como llegaron y ya no tenían sitio para sus culos en el negociado existente, se montaron un negociado con nombre apropiado indebidamente y se pusieron a “lo suyo”, vendiendo a cualquier nuevo pardillo lo del 40%, 50%, etc. que para eso son “Catedráticos”_lo más conservador de entre lo conservador_ .

    Repetir todos conmigo Tragsa, tragsa,Tragsa… y ya vereis como suena el eco de Prestige, Prestige, Prestige y luego rebota en el nunca mais, nunca mais, nunca mais . Resumen: Nunca menos , Nunca menos, Nunca Menos .
    ¡Qué pena de verbena ¡ .
    ¡Creced y multiplicaos¡ y ellos entendieron que había que darle a la fotocopiadora a todo tren y en el entreacto a colocar primeras piedras de obras con 30 años de retraso adrede .
    Por cierto Prinicipiopeter, no creo que merezca mérito alguno el actuar sin sectarismo ni que proceda de ningún loable don . En mi caso supongo que cierto Daltonismo _del que se recochinean mis Princesas_ sea no solo en el terreno de no distinguir entre los colores, sobre todo entre verdes y rojos, si no también en el de ver almas .

  12. SEito

    ¡Ah¡ se me olvidada la ocurrencia que se me vino a la neurona mientras iba y esperaba por el Pan de Carral .
    Tanto Ministro gallego, está porque dentro de La General, nuestro pelotón siempre ha sabido trabajar y desgastarse para que luzca el maillot Amarillo cosa que aplaudo y critico a la vez, porque la fama y los premios se los llevan otros .
    ¡Seguimos sierndo los chinos patrios¡ si por lo menos apareciese un nuevo Gran Timonel; claro que a lo mejor lo tenemos pero la gente no está preparada para ello .

  13. haha

    Gran Timonel como quien? Stalin?
    haha

  14. haha

    O era mas bien Mao? Que uno ya no se acuerda de sus clases de Patron de Cabotaje…
    haha

  15. pincipiopeter

    Cuánta razón tenéis chiquitines.

    Es que la tenéis toda, y más que hubiera.

    No lo sabéis vosotros bien.

    Hala.

  16. SEito

    INSEAD claro, sin menospreciar a DEUSTO, no vaya ser que sus primos de zumosol tomen a mal el no recordar alguna de sus Universidades y eso que no se nombran las que expiden títulos ficticios a determinada Jet carcelaria .

Comenta