El núcleo cifuentino

¡Que la examinen ya!

Éste es un país raro en lo tocante al conocimiento, de ahí que cuando se trata de máster, nos perdemos.

Si en un grupo dices algo que el resto ignora, siempre hay quien salta y pregunta: “¿Y tú cómo sabes eso?” ¡Coño, leyendo! Es como si el conocimiento viniese de una lengua de fuego que se te posa en la cabeza y al comprobar que desconoces cómo se llamaba la mujer de Rodrigo de Triana, te mosqueas y protestas: Si a éste le vino la lengua con el dato, ¿por qué a mí no? Pues porque hay que leer, so tarugo.

El máster es la lengua de fuego pinchada en la sala de espera de un bufete, de una consulta, de una oficina. A nadie le ha preocupado averiguar si Cristina Cifuentes es un brazo de mar en las materias que se imparten, o está más pez que un besugo al horno. Lo único que interesa es si fue a clase, que es como si de Leonardo da Vinci nos preocupase si lataba mucho.

Es que nos miente. Sí, sí; lo de las responsabilidades políticas es otro tema, pero lo sustancial es el conocimiento, salvo que hayamos entrado todos en el bucle infinito de las apariencias.

Ahora no sé cómo está el tema, pero hace años se discutía mucho sobre si era humano ponerle un cero a un niño y creo que se llegó a la conclusión de que por lo menos había que calificarlo con un uno, que yo creo que es una de las cumbres de la gilipollez del homo sapiens, solo comparable a la prohibición de meter muchos goles al equipo rival para evitar que se suiciden los chavales, como si todos fuesen a fichar por la Roma el día de mañana.

A un lucense muy listo que se llamaba Manuel Castro López y que estaba empeñado en hacer poesía, le dijeron un día que era un burro rimando. El tipo lo agradeció tanto que se pasó a la prosa y fue feliz el resto de sus días.

De modo que, ¿sabe Cifu la materia, o no?

6 Comentarios a “El núcleo cifuentino”

  1. Tolodapinza

    A mi lo que me estupefacciona es esa puerilidad de venirse arriba los políticos a base de colgarse medallas universitarias y titulaciones superferolíticas.

    Más allá de si esos títulos académicos son ciertos, inventados o incompletos (y luego amañados para que parecieran completos), lo mollar de la cuestión es: ¿Eran necesarios?

    Hubo una vez en mi empresa, un tipo, doctor en ingeniería industrial (en aquellos tiempos no se hacían masters sino doctorados), que era una verdadera bestia parda en lo suyo, un auténtico “cerebrito” con una carretada de premios y menciones de honor en su época de estudiante; todos ellos ciertos y verificables.

    Pues le pusieron de jefe de departamento en la planta de producción, con mando sobre un millar de operarios, capataces y encargados… y tuvieron que relevarle del cargo apenas pasados seis meses. Porque era una absoluta calamidad gestionando gente y conflictos.

    Por eso digo que los masters no hacen al monje, sino su eficacia en aquello para lo que el monje está. Señores políticos, dejen de hacer el “más que tú” coleccionando masters para colgar enmarcados en la pared, no me sean aldeanos.

    Sin olvidar, por supuesto, que esta proliferación masiva de masters (algunos en materias inverosímiles) les sirven a muchas universidades para meter dinerito adicional, fácil y rápido en caja. O sea.

  2. Caplan

    Mentir es engañar, defraudar y por lo tanto pierdes credibilidad y eso en todos los ordenes de la vida es muy importante, en política es fundamental, si mientes y te han cogido has perdido, punto final, dimite.

    Ademas esto de la mentira de Cifuentes se nutre de mas mentiras y corrupción y no está sola, no solo es que mienta ¿ en que mas puede mentir , pregunto ? es que hay toda una trama y cadena de favores para forrarse y robar a todos los ciudadanos ademas de tener ventajas sobre gente honrada que si tiene MASTERS LEGALES en algunos casos arduamente conseguidos.

    Si los títulos y masters podrían no valer nada es gracias a maniobras como esta, claro está que un título no garantiza genialidad ni algo parecido pero si debería garantizar mínimos conseguidos de formación.Claro está que muchos genios declinaron hacer estudios en la Universidad, pero eso es otra historia.

    La ceremonia de la confusión ha empezado, las alfombras levantadas escondían putrefacción y el tu mas se prodiga sin que tenga mas consecuencias que el hastío y horror del ciudadano,para dimitir en este pais hace falta una promesa de mejora futura, no dimite ni dios, o cas¡.

    ***Cambian todo o algo para que nada cambie.

  3. MIRANDA

    Es bien cierto que todos los partidos que han tocado poder, han tenido casos de corrupción y falta de ética, pero ninguno se ha explicado, comunicado y defendido peor que el PP de Rajoy en los medios y para con la sociedad.

    Porque ¿cómo puede caer Cifuentes, si ha mentido, mientras Baby Errejón aspira a presidir la Comunidad de Madrid, después de haber cobrado irregularmente de una supuesta beca de investigación en la Univ. de Málaga?
    Le abrieron expediente y quedó inhabilitado para nuevos contratos, al comprobarse dos infracciones: incumplimiento presencial, y percepción de emolumentos asignados a la beca.
    Pues bien, Podemos lo mantuvo como candidato al Congreso, donde sigue como diputado junto al profe que lo enchufó, ahora compiyogui.
    Y podríamos señalar el papelón cómplice de Susana Diaz por los ERES, el escándalo de la tesis doctoral de Pedro Sanchez que le pergeñó el Min. de industria, el lider de Ciudadanos, cuarto en la lista al congreso, que ejercia la abogacia sin acabar la carrera. O varios ministros de Zapatero, pillados en falsía y tuneos varios. Al parecer, todo impunemente.

    La escasa formación de los nuevos políticos los mueve a proveerse de muchos papeliños, de lo que sea. Nadie disculpa la trapallada de Cifuentes, pero es que Errejón, además de cometer dichas irregularidades, cobraba, y AHORA ASPIRA AL CARGO QUE , quizá, DEJE CIFUENTES.
    ¿Nos hemos vuelto locos para tolerar que se vea malo en unos lo que es bueno en otros?
    ¿Ser de izquierda te pone directamente de parte de la Ley y la Etica, aunque te estés ciscando en ambas?

    En su ultima columna, Pilar Cernuda señala justamente algo de lo que nadie habla y todos deberíamos estar hablando a voces: La torpeza de Rajoy para comunicarse, justificarse y proceder con presteza donde y cuando debería.

    Cuando Mariano recogió los trastos de ZPCalamity, dejó todo tal y como se lo encontró: memoria revanchista, manejos independentistas, medios públicos infiltrados de progres tendenciosos o separatistas,marginación de la lengua española,privilegios para vascos y catalanes…en fin, que Rajoy echó a rodar con la calamitosa carreta zapatera

    Con esos mimbres, se silenciaron la máximas corrupciones de la Democracia: PSOE andaluz y Convergencia catalana. También chapuzas de los dineros chavistas de Podemos, las finanzas irregulares de Ciudadanos, y demas trapalladas ajenas, mientras se mostraban incapaces de justificar las propias, muchas de las cuales, tras los juicios, resultaron un fake, caso Camps, Barberá, Aguirre etc

    Si todos, hasta los medios públicos, te arrean estopa y tu no te justificas, ni luchas contra la corrupción de las tramas y hasta mafias del vecino, ni actuas con resolución y energía, como tus administrados esperan
    , lo más fácil es que ni el temor al lobo impida un desastre en las urnas. Aunque ni siquiera esa idea parece producir reacción-acción….
    ¿Serán zombies?

  4. rois luaces

    Y ¿se saben la materia esos manifestantes que temen quedar desacreditados por su compañera anterior, y escupen al cielo insistentemente para que su máster/ mastro/ mastra no se lo toquen?
    ¿Se saben la materia los crujidos de la cruje dichosa, alias conferencia de rectores, reitores/ reitoras, rechores y retrecheras varias?
    ¿Nos sabemos la materia los proclamadores de la pública y privadas?

  5. Caplan

    Si no eres algo trata de serlo, por desgracia no es así en algunos casos y alguno dice : si no soy trataré que se lo crean. las apariencia hasta el final, de mentira en mentira hasta llegar al cargo.Farándula pura y vanidad tapando deficiencias ¿ qué les falta , qué carencias tienen ?.

    La razón imaginada se estrella casi siempre con lo sucedido, lo que es para uno no lo es para otro y por eso decimos muchas veces que ¡ no lo entiendo ! yo contesto : te falta información.

    El humano es, somos insaciables y como seres racionales debemos crear reglas para evitar la depredación.

    En cuanto a alguna cosa que aquí se dice de que todos, todas tienen alguna basura como esta , estoy de acuerdo ; pero no disculpa y alguien debería empezar a dar ejemplo, hacer ver que es mejor, es mas sano y cómodo ser decente y crear una sociedad mas honesta, a lo mejor incluso nos gustaría.

    ***Dejarme los titulares y vosotros el interior que nadie lee o llega a él, Berluscono “dixi” , versión Carmen Calvo ¡ nivelazo !.

  6. Narval

    Si Cifuentes sabe la materia no es lo más importante. Puede saberla, pero nos hemos inventado una manera de acreditar las cosas. Que sabes conducir con un carnet de conducir. Que vas sobrio al volante con un test de alcohol. Que no eres un delincuente con un certificado de penales. Que tu establecimiento hostelero no es un criadero de ratas con un certificado de Sanidad. Incluso que dices ser quién eres con un DNI. Así nos hemos dado ciertas reglas para garantizar la veracidad de un hecho. También es importante que la sociedad confíe en que los organismos encargados de otorgar esas acreditaciones sean imparciales y rigurosos. Todos hemos de superar cierto estardar sin importar quienes seamos, que dinero tenemos o quién es nuestro papá. Por otro lado, también es de consideración al margen de si Cifuentes sabe o no la materia, el hecho de que un representante público mienta, falsifique documentos oficiales o se aproveche de su posición para conseguir cualquier acreditación. Poner el foco únicamente en si Cifuentes se sabe la materia suena igual que el discurso de cierto delegado del Gobierno en León: Cifuentes no tiene el máster, y que? Cuál es el problema? Si nos luce el pelo.

Comenta