La incorrección

Empleo y universidad, la obsesión de Fernando

Vamos a ver. El chiste es malo y prescindible, como otros muchos que a diario nos cruzamos para burla y escarnio tanto de homosexuales, como de gallegos, de mujeres, de curas, de políticos, de los de Lepe o de catalanes. Es la forma humana de ser. Burlarse de los demás sin saber que somos nosotros mismos.

El chiste lo dice Fernando Jáuregui por la radio para referirse a la cabalgata de Vallecas, en donde, por aquello de la presencia de la drag queen y de los seguidores que en potencia arrastró, “nadie se agachaba a recoger caramelos”.

Me imagino que a estas alturas _ e incluso mucho antes, nada más ser pronunciada la tontería _, Fernando se habrá arrepentido cien mil veces de haberla pronunciado. No solo porque tiene poca gracia, sino porque le ha caído la del pulpo. Y no un pulpo cualquiera, sino todos los de la feria de San Froilán entera.

Por supuesto, se trata de una aplicación rigurosa de la ley de lo políticamente correcto interpretada por los nuevos canonistas, aquéllos que se rasgan las vestiduras de acuerdo con el pie del que cojee el colectivo que reciba la burla. Los homosexuales son intocables, pero a los curas se les puede hacer de todo, especialmente los tridentinos.

A los magistrados del Tribunal Supremo se les puede enviar un camión para que los atropelle uno a uno sin que nadie se rasgue ni los calzoncillos. Incluso detrás del que mata a un señor por llevar tirantes rojigualda surge una caterva de paniaguados que lo exaltan y lo llevan a otras banderas para exhibición pública.

Y no se crean ustedes que son pocos. Aquí tenemos un partido liderado por un señor que en su día reconoció sentir asco por pronunciar la palabra España. Claro que está a punto de desaparecer en la irrelevancia.

De modo que lo políticamente correcto por estas tierras es una cosa muy rara.

5 Comentarios a “La incorrección”

  1. MIRANDA

    Diversas han sido las “pulpadas” que le han caido a varios de tus colegas, Jáuregui, Luis del Val, Tertch y otros, por criticar el intento de convertir la cabalgata de los RRMM en un segundo dia del orgullo gay.

    Y es que hay colectivos intocables, bandera del progresismo antisistema, feministas radicales, LGTBIHWMR, nacionalistas, anticlericales, inquisidores da fala, y demas dictantes de la corrección política y del orden moral del s. XXI,

    Estos mismos individuos, a su vez, pueden entrar en pelotas en mitad de una misa, y dar un empellón al cura mientras tiran al suelo y pisotean cuanto de sagrado encuentran sobre el altar
    .
    También pueden acosar, insultar, reventar conferencias, allanar viviendas con la familia dentro, amenazar de muerte, moler a palos o difamar a cualquier periodista, magistrado, político o ciudadano que se enfrente a sus dogmas, o simplemente muestre simpatía por su patria y sus símbolos, y porte una banderita rojigualda o tirantes con sus colores, felonía que puede llevarte directamente a la UVI.

    Curiosamente, estos sembradores de odio de la España democrática, veneran las violentas dictaduras caribeñas e islamistas.

    Y hay despistados que los votan…

  2. Ramón

    A veces me pregunto, ¿no será hora de que despertemos, los tranquilos? y hagamos igual que ellos, es decir, como hicieron en Cataluña los no independentistas, ya basta de criticar a los tranquilos por parte del exaltados, porque no piensan como ellos.

  3. Amaranta

    Don Luís Del Val, que se permite perder las maneras como él dice, le ha caído la del pulpo por no contener una rabia irracional digna de estudio, debería evitar el insulto y cuidar esa educación, dado que supuestamente todos somos iguales ante la ley y ante Dios y no lo parece por sus declaraciones.
    Qué buen inquisidor hubiera sido en el XVI.

    Ameno artículo, sin necesidad de denigrar, perdiendo groseramente las formas:

    https://cronicaglobal.elespanol.com/pensamiento/sabatinas-intempestivas-gregorio-moran/nada-inocente_111599_102.html

  4. Bolita

    Dos de los aludidos más arriba, (Del Val y Terch), lo que les sucede, bajo mi punto de vista, es que les falta sentido del humor y a veces, les pierden las vísceras, si se hubieran limitado a señalar y defininir como “mariconsones”, tal y como lo hacía el Comandante oriundo de Láncara, cuando represaliaba a escritores como Reynaldo Arenas, Lezama Lima, Virgilio Piñera, Antón Arrufat y Severo Sarduy, hubieran resultado más politicamente correctos y por tanto, mejor aceptados y estarían menos escandalizados, muchos de los que que se consideran “gente de bien”.

  5. Caplan

    No ” respiro ” del aire de este periodista que lo entenderán en su parroquia ya que va y viene y parece una partícula cuántica que está en dos sitios a la vez, a este según le convenga.

    Me parece que algunas humoradas están cargadas de mala leche cobarde y no declaran abiertamente aquello de lo que hacen chiste y creo por falta de coraje.

    ABERRANTE la Carmena y sus dislates, aberrante estas personas prestándose a ultrajar creencias las cuales como muchas otras yo respeto profundamente aunque no las ejercite.

    La gente ” normal ” no hace muchas estridencias en su dia a dia sea porque es respetuosa sea porque es comodona o sea porque no cree en su efectividad, la partida diaria la ganan las estridencias y eso paso a paso se establecen en nuestras vidas, aveces es bueno, aveces es muy malo, este caso es ¡ HORROROSO !

Comenta