El verdadero motivo

Aquel aciago día

Apenas 48 horas después de la renuncia de Aznar, ya se puede redactar un amplio folleto, tipo libro, con las razones que le han llevado a hacerle un feo al PP, a Mariano Rajoy y a quien haya tenido en su mente a la hora de devolver la presidencia de honor.

Si todo lo expuesto tuviese una mínima base de verdad, sería inexplicable, no solo qué hacía Aznar en el PP, sino qué hizo nunca en él.

Las hay para todos los gustos, desde ideológicas y estratégicas, hasta familiares, personales y psicológicas, pasando por las que se relacionan con el vil metal, a causa de las supuestas dificultades que acosan a la FAES y de las zancadillas de Montoro para hacérselo todavía menos llevadero. Un camión cargado de reproches que lanzado a la velocidad conveniente contra la cúpula del partido en pleno mercado madrileño trata de causar el mayor daño posible.

En eso hay coincidencia. Aznar no le quiere hacer un favor a Rajoy ni equivocándose, aunque tal como éste sabe convertir la necesidad en virtud, no nos extrañaría que el presidente del Gobierno, y del PP, se estuviese frotando las manos con el muermo que se ha quitado de encima. Bien entendido que un Aznar desmelenado, hablando con el acento propio de cada tierra que pisa, no es plato de buen gusto para ningún rival, sea concomitante o enfrentado.

La variante Botella y todas las maldades que según su marido se le hacen desde las trincheras populares, ayuda a la desafección, pero no puede ser determinante en la toma de decisiones.

Yo creo sinceramente que todo arranca del numerónimo 11M, fecha con carga suficiente para atragantarse a cualquiera, pero más a él, debido a su mala gestión del acontecimiento.

Desde entonces Aznar luce cara de cólico nefrítico y en esas condiciones es imposible llevarse bien con nadie.

3 Comentarios a “El verdadero motivo”

  1. Aureliano Buendía

    Para mí, Aznar fue un gran Presidente; posiblemente el mejor en los años que llevamos de democracia.

    Y, sobre todo, fue el único que supo irse antes de que le echaran; cuestión distinta fue que su salida estuvo marcada por el 11-M. Un acontecimiento de tal categoría, más la utilización política que de él se hizo, es suficiente para poner en tela de juicio una figura como la de Aznar, convertido ahora en bestia negra de la progresía patria.

    También se han hecho críticas a su forma de gestionar su sucesión (por el método digital), aunque muchos de los que en su día criticaron la elección de Rajoy enmudecieron cuando salió a la luz la historia del que fue alternativa, el innombrable Rato.

    Como opinión personal, he de decir que tanto Aznar, como Suárez, como Felipe, como Zapatero, fueron elegidos Presidentes del Gobierno siendo demasiado jóvenes. No es que yo sea partidario de la gerontocracia (aunque la prefiero a la efebocracia rampante), pero cuando uno es elegido presidente a los 40, y deja de serlo a los 50, le queda demasiado tiempo para ejercer de “jarrón chino”, antigualla valiosísima pero de imposible ubicación dentro de los partidos políticos.

    Lo que no termino de creerme es que Aznar vaya a armar otro proyecto político, distinto del PP. Quiero creer que la coherencia y la fidelidad a las propias ideas será más fuerte que cualquier otra tentación, aunque no estés nada contento con la interpretación que tus sucesores hacen de esas ideas.

  2. Españolito de a pie.

    Rajoy no tiene ni por asomo la talla de Aznar.
    Y hay una evidencia clarisima, cuanto mas lo denigre la izquierda es por que mas miedo le tienen y no le tienen miedo porque sea malo sino porque arrasaba con ellos en las elecciones.
    Y del 11_M solo sabemos que no sabemos nada que la verdad oficial es una mentira podrida y que todas las pruebas se destruyeron que es lo que hay que hacer para esclarecer la verdad.
    No se busco la arma del homicidio se destruyo.
    Pero bueno a todos los españoles nos la metieron doblada y quienes salieron ganando, salta a la vista:
    Los separatismo mas adyectos
    La izquierda mas radical
    Y el populismo.
    Joer… si es que la España actual parece casi un calco de la de la II Republica, solo falta que empiecen a quemar iglesias que por falta de ganas de la izquierda no es.
    ¿Para que seguir?

  3. Bartolo

    De que haya sido un gran Presidente, como opina el Sr. Buendía, yo discrepo, sobre todo porque de los polvos del Pacto del Majestic, con la cabeza de Vidal Cuadras servida en bandeja a Pujol, cesión de Educación etc. fué el origen, entre otras cuestiones, de que el Partido Popular sea haya quedado meramente testimonial en Cataluña.

    Al Columnista: entre los rumores está este: http://www.republica.com/las-pesquisas-de-marcello/2016/12/22/aznar-quiere-un-periodico/

    !Feliz Navidad! Don Pepe Cora y Sr. Buendía.

Comenta