Perrea seborrea

Hay una razón de peso que singulariza y sostiene el festival de Eurovisión: lo ven cien millones de personas. Hoy en día ése es un baremo de importancia comercial, propagandística y publicitaria, así se reúnan para oír maullar a un gato, para ver cómo corren veintidós señores detrás de una pelota o para escuchar una conferencia de Max Weber sobre la epistemología del conduccionismo.
Ítem más, en este caso debe tenerse en cuenta el valor añadido que supone juntar a casi todas las naciones europeas para cantar lo que les dé la gana, y no para citarse en el campo de batalla, como venía siendo muy usual en otros momentos. La ciudad de Belgrado es prueba visible de que esa afición por el guerrea-guerrea es reciente, aunque a Buenafuente le hagan mucha gracia los agujeritos de los pepinazos que todavía lucen las fachadas de muchos edificios, provocando la lógica indignación de sus habitantes, que no encuentran en la circunstancia motivo alguno para partirse de risa.
En ese contexto de feliz y multitudinaria convocatoria cada cual se las ingenia para llamar la atención de tanta gente, bien porque mandas a un quinteto disfrazado de trolls, bien porque eliges a la exquisita Celine Dion, al primer transexual de la historia, a la cantante descalza, o a un tipo sin repertorio para que les suelte la Ramona pechugona tié dos cántaros por pechos. El ridículo propio se diluye entre los ridículos ajenos, así como un elefante, por muy gordo que sea, pasa desapercibido en una manada con otros treinta paquidermos.
El Chikilicuatre de marras no nos produce ni frío ni calor. No así a los profesionales de los gorgoritos, que deberían estar pelín preocupados por el hecho de que no se cuente con ellos para participar en el evento musical más retransmitido del año y con mayores posibilidades de promoción. Gane quien lo gane, va a ser difícil disimular la sensación de que los organizadores y el público en general se toman Eurovisión con notables dosis de cachondeo.

8 Comentarios a “Perrea seborrea”

  1. MIRANDA

    Dices bien, caro Cora. La promoción del frikismo por instituciones públicas como TVE o el Instituto Cervantes,sostenidas por los contribuyentes, está en consonancia con el frikismo político, cultural, culinario, literario y todo lo demás. Tel maître, tel valet. A Zapatético y demás chikilicuatreros corresponde ser representados por un insignificante payaso, que por no tener no tiene ni repajolera gracia. O por comunicadores tal Buenafuente o Wyoming. Qué rubor.
    Digamos que Chikilicuatre se asimila perfectamente al paisaje y no chirría en el panorama político , cultural o televisivo de la España zapatera, lo cual es lo más triste que se puede decir.

    En el ensayo de ayer, donde por cierto el freak perdio sus gafotas sin cristales, lo abuchearon, y criticaron que la pava que simula caer cada vez, no fuese auxiliada por los demás, que seguían bailando. Estos europeos no le cogen el punto al ingenio español . Son gente seria y muermo, que no sabe divertirse a lo grande.

    Es cierto , boss, que Eurovisión ya había visto devaluada su calidad y entidad en los últimos años, pero esto del chikilicuatre riza el rizo con una cosa hortero- casposa, zafia y de mal gusto (lo de la mulata con las bragas en la mano es una ordinariez) , que pone a España a la altura del betún. Inimaginable en otro país civilizado.
    ¿Para hacer esta mierda clamábamos por la libertad de expresión y la democracia? Hemos puesto el país en manos de bachilleres y conserjes, y hemos devenido una masa social aborregada, anestesiada y tontorrona, que jalea todo lo que le publicitan. ¿Cómo sorprenderse, después de ver encumbrado al último mono?
    SEguramente este frikismo no deja de ser una broma de los catalanes y su canal nacionalista de ámbito nacional (la Sexta) para reirse de España. Lo han conseguido, con el aplauso de muchos españoles.
    Por cierto, boss, ¿lpor qué me suena que lo de “perrea-perrea”, era un viejo grito sindical? Supongo que perrear es lo que hacen los liberados del trabajo, los colocados en la política y los sindicatos, que se rascan la barriga de sol a sol y de café en café.

    He oído una versión progre del chiki-chiki, que te cuelgo en otro post, boss.

  2. galiciacontos( Eladio Bernabé)

    Que más añadir a lo aquí expuesto, vivimos en un todo vale donde las audiencias marcan las pautas, y si los productos son rimbombante, mucho mejor. Pero todo esto tiene como poca seriedad para representar a nadie, y mucho menos a un país.

    En este presente de chiquilicuatre
    donde todo vale del escaparate
    vuelan los casposos con hambre sonante,
    todo se aplaude y se vitorea.

    Esa algarabía donde se berrea
    vamos tan contentos y todos a una
    con nuestros delirios cogemos la luna,
    seguimos el ritmo, nadie se cabrea.

    Cortinas de humo que con mil amores
    ellos extendieron el tal himeneo
    es que todo es risa, un gran cachondeo
    de solo pensarlo me entran sudores.

    Si es que todo vale en la algarabía
    de tanto escuchar tal sonido a embute
    acabas pensando que es un tutifruti
    que de poco sirve tenerle manía

  3. Caplan

    Tengo la gran suerte de leer a este gran periodista,tengola suerte de que pueda leer lo que me gustaría poder decir y escribir yo,graciaspor todo Cora,gracias.

    Sólo apuntar que a mi si me da algo,me da asco y me da pena y me dan ganas de darles de hos.tias por el daño tan grande que hacen y no me refiero al chikipoyas ese,que no tiene mas culpa que ganarse la vida com haría cualquiera.

  4. Manel

    ¡Hay que ver lo que inspira el chikichiki!. Es que ya solo el título tiene su morbo.
    La verdad no es para tanto. Por poner un ejemplo, otra vez fue “un borriquito como tu, que no sabie ni la u”, y seguro que estas mentes sesudas no se escandalizaron tanto.
    Ya sabemos que el festival de Eurovisión es un canto a la horterada y a la vulgaridad y desde hace muchos años. Pero claro, ahora manda Zapatero y la culpa es suya. Y además detrás de todo esto están los catalanes. Seguro que la Generalitat ha hecho una suculenta aprotación.
    ¡tiempecitos aquellos en los que había orden i respeto!
    Os veo un poco desorientados, hundidos, desmoralizados por estribor, la verdad
    Pero bueno, con algo hay que consolarse. Es humano.
    Venga, ánimos.

  5. hahaha

    http://es.answers.yahoo.com/question/index?qid=20070122115049AAZ6jJj

Comenta