Carta a un policía

Carrillo los trata de grupos minoritarios e intolerantes. Alo es algo

Querido agente:

Le escribo para decirle que no me ha sorprendido verle convertido en blanco de las iras vocingleras. Ya sabe que aquí siempre hemos sido más de los espumosos que del Espasa, una afición que nos lleva a equivocarnos constantemente, a dar tumbos y a rectificar sin tasa. Si eso es de sabios, somos el Liceo de Atenas.

Podemos beatificar a Suárez en la catedral de Ávila y al mismo tiempo dinamitar el epitafio que le han puesto en el sepulcro: La concordia fue posible. Un maravilloso país que te vacuna contra la monotonía.

Por el contrario, sí me ha sorprendido que otras personas normales y corrientes, gente que acude a la Seguridad Social para ser curada, que posiblemente matricula a sus hijos en institutos públicos o que directamente estudia en universidades del mismo carácter, hayan decidido aplaudir o alentar a quienes la quieren montar parda porque a ellos no les gusta la Ley de Bases de Régimen Local y han decidido que matar a un policía es cosa buena, Macarena.

Las reivindicaciones y las protestas pueden ser todo lo justas que usted quiera. Son opinables. Lo que no es opinable es el marco jurídico donde deben canalizarse, tanto para protestar, como para celebrar un gol de Diego Costa. Se ha llegado a esa conclusión después de mucho esfuerzo, sudor y sangre como para que lo vengan a cuestionar quienes ofrecen como alternativa el asesinato de funcionarios.

No digo yo que algún día se llegue a cuestionar la necesidad de la Policía, pero si llega, tenga por seguro que será alrededor de una mesa, porque mientras existan reventadores, existirán antidisturbios, incluso en el caso de que lleguen a reventarlo todo.

Ya habrá visto que el Rectorado los llama grupos minoritarios e intolerantes. Eso es solidaridad entre funcionarios. Un saludo.

2 Comentarios a “Carta a un policía”

  1. Bartolo

    El problema que tienen policia y GC, son sus mandos civiles, que muchas veces rayan la incompetencia.
    Aunque se me tilde de partidista jajaja, estoy en mi libre derecho, mientras se me permita escribir aquí de señalar los fracasos y disparates del titular del Monasterio del Interior, amén de su empeño en recortar derechos fundamentales como los de manifestación y reunión, lo que se suma a su desastrosa Ley de Seguridad Ciudadana, no es que lo diga yo, lo dice el Consejo General del Poder Judicial (controlado por el PP) en referencia a derechos y libertades, de los que ha recibido duras críticas por su sesgo involucionista e iniciativas inconstitucionales como las que ahora denuncia de los ciudadanos.
    En cuanto a tu comentario del Rectorado, ¿no es verdad que los mismos estudiantes echaron a los violentos que intentaban infiltrarse en la marcha?
    No va a colar criminalizar a todo el que proteste de forma pacífica, por mas que se empeñen en utilizar al periodismo amigo.

  2. Bartolo

    Por cierto he dejado respuesta a Alex en la bitácora de ayer.

Comenta