El patio machista

El goleador censurado

El Gobierno vasco ha emprendido una serie de medidas encaminadas a terminar con la distribución sexista del patio de los colegios, un ámbito que hasta el momento no era de competencia autonómica, sino de los escolares.

La descripción del problema es como sigue: Llega la hora del recreo y los alumnos transforman el patio en un campo de fútbol. Las alumnas sin intereses balompédicos se ven obligadas a retirarse y buscar rincones protegidos de balonazos. Lo mismo les ocurre a los aficionados al curling, a la petanca o a comentar las novedades discográficas. No tienen patio. O dicho en clave tradicional: El patio de mi colegio es particular. Lo usan mis compis para chutar.

El Gobierno aborda la situación con ánimo decidido y para que se comprenda la gravedad del caso, la denuncia como un caso de abuso sexista, que eso hoy tiene mucho predicamento. Nada de fútbol a diario. Como mucho, día sí, día no.

En los recreos que toca abstención futbolera no se distribuyen pelotas y se juega a… no sé. Falta un decreto que desarrolle la actividad del patio los días sin fútbol, que son como aquellos Días sin Postre de la posguerra, pero a la moderna, contra el sexismo. En otras épocas nos pondrían a recortar mariquitas, pero hoy eso sería degradante para ellas, aunque muy igualitario para ellos. La carabina de Flora, que a veces dispara y otras se atora.

Quizás se promueva ahora un movimiento de protesta bajo la pancarta de “El patio, para quien lo suda”, o quizás se plieguen los futboleros a los días en barbecho. Tampoco faltarán quienes vean en la medida un ataque directo a las canteras del Bilbao y la Real Sociedad.

El intervencionismo es lo que tiene. En cuanto crees haber solucionado un roto, abres al lado un descosido.

8 Comentarios a “El patio machista”

  1. formeas

    Como siempre. El machismo sigue y seguirá… y la casa sin
    barrer. Los políticos no se enteran de nada.

  2. MIRANDA

    Sabía que no pasarías por alto esto de la “distribución sexista abusiva de los espacios en zonas de recreo”, porque tiene una coña kloflipas, Boss.

    El intervencionismo totalitario es así: empiezan adoctrinando y controlando niños en las ikastolas…y enseguida quieren implantar las técnicas orwellianas en todos los centros, públicos y privados, porque la ingeniería social nunca se sacia lo suficiente.

    Así que para el Gobierno vasco, el fútbol escolar es un ACTO SEXISTA contrario a la coeducación y (!atención, meu!) PRECURSOR Y ANTECEDENTE de la VIOLENCIA MACHISTA, contra la que esta medida pretende luchar.
    O sea, niños que juegan al fútbol en el cole= futuros violentos machistas.
    Como diría el recordado Campmany_ !Toma higos agüela, que se agusanan!

    Estos feministos de manual nos hacen cisco a las mujeres con sus propios complejos. ¿Tendrían quizá madres autoritarias y absorbentes?

    Insisten en que las chicas deben optar por carreras técnicas y científicas, como si las chicas no encabezaran ya todos los rankings de éxito escolar y universitario. Y rechazan que los chicos jueguen al football, dado que a las chicas no parece interesarles este juego.

    O sea, quieren IMPONER juegos en los que puedan participar todos y todas juntos y juntas. Algunos colegios ya han establecido calendarios. Así Lunes, miércoles y viernes queda prohibido jugar con la pelota.

    Pobres necios y necias que no acaban de entender que desde los desiertos africanos al altiplano andino pasando por las playas de Ipanema, allí donde se juntan dos o más chavales, buscan un coco o un atadillo de trapo o papel para hacerse una pelota y jugar. De la misma manera que las niñas modelan un muñeco con barro o trapos y lo mecen amorosas en los brazos.

    Los feministos son unos ignorantes y, repito, NOS HACEN FLACO FAVOR A LAS MUJERES CON SUS COMPLEJOS.
    Con su Día de la Mujer, sus Cuotas de poder para mujeres, su trato discriminatorio y desfavorecedor para los varones (esos maltratadores potenciales), su preferencia por las mujeres-florero (¿qué otra cosa eran las miembras?) y todas esas pamemas de la izquierdona, nacional o nacionalista, que aborchonarían a las antiguas sufragistas, que tanto lucharon por sacar a la mujer de la discriminación que, por cierto, aun padecen las pobres musulmanas (aunque ellas no lo sepan)

    La INGENIERIA SOCIAL, el dirigismo social, el control orwelliano de la ciudadanía es UN PROCESO CANCERÍGENO que va minando la convivencia y la autoestima, y cuesta luego mucho encontrarle inmunidad.

    Hombres y mujeres somos compañeros de viaje. Nos necesitamos y nos complementamos mutuamente, con nuestras peculiaridades .

    El sexismo histérico está llevando a soledades y fracasos afectivos, recelos que terminan en encuentros esporádicos guiados por la desconfianza recíproca, y dificultades para estabilizar una relación.

    Crecen las rupturas y fracasos, disminuyen los matrimonios, se retrasa o prescinde de la prole, aumentan los casos de hombres que adoptan en solitario y se multiplican los conflictos judiciales y los casos de violencia doméstica.

    Ya ves, Boss, derivando derivando, del rechazo al football por machista, llegamos al meollo del tumor: el feminismo de manual y la ingeniería social de la izquierda, que no ceja en su empeño controlador e inquisitorial.

  3. roisluaces

    Igual pueden hacer bronca/ borroka los demás días

  4. Bartolo

    ¿Ingeniería social de la izquierda? Yo creia que el PNV era derecha democristiana.

    Vamos a ver Cora, no has dicho ni mu cuando Wert dijo que ” la enseñanza diferenciada por sexos no tiene por qué suponer discriminación ni segregación en “determinadas condiciones”, con el agravante de que la financiación a estos centros sale de los bolsillos de todos los españoles.

    Vayamos al Gobierno Vasco donde alguna Nekane “asesora-carromera” ha debido aconsejar que: ‘En los patios y las zonas de recreo la distribución sigue siendo sexista, la jerarquía de los juegos, las actitudes de los alumnos o la falta de organización espacial suele situar a los niños en la zona central del patio y arrinconar a las niñas’.

    Al margen de que no hay más retrógrados en el gobierno vasco porque no entrenan, en mi opinión la violencia (no solo entre hombres y mujeres, sino entre todos) debe erradicarse, pero no mediante imposiciones ideológicas.

    Prohibir es un error, los niños siempre se las han arreglado para jugar donde han podido, ellos mismos saben buscarse sus soluciones para poder patear la pelota, de esta forma, en mi opinión no se fomenta nada positivo e impide que ellos mismos aprendan a distribuirse a buscarse su sitio, a llegar a acuerdos, se acostumbran a ser dirigidos,que lo den hecho y se lo solucionen todo, en vez de luchar mediante la negociación por lo que quieren.

  5. SEito

    Puestos a desestructurar, la han tomado hasta con las canciones de siempre y en este caso, “El patio de mi casa” ha dejado de ser particular . No podía ser menos, en este instante de la búsqueda del tiempo perdido y que han de recuperar a toda pastilla .

  6. Arsenio

    El Gobierno vasco, los obispos vascos, los partidos nacionalistas vascos, incluso los socialistas que los apoyan, ýa demostraron de lo que eran capaces cuando legalizaron a los terroristas, los sentaron en sillones de terciopelo, les dieron poder, información y privilegios, los invistieron de responsabilidad de hombres públicos, les brindaron homenajes y pancartas de bienvenida al salir de la cárcel, siguieron y siguen demandando la excarcelación de los criminales (incluidos los obispos) e hicieron el vacío a las víctimas , que ni siquiera encontraban un cura que dijese misa por sus muertos.

    Con todo eso a las espaldas, ya me dirá don Cora si el adoctrinamiento de niños y el feminazismo de estos ultras antiespañoles nos va a quitar el sueño. Por mí como si se tiran todos al mar en dia de temporal.

    Pobres niños, en todo caso, que crecen y se crian en el odio a su país y a su lengua.

  7. manel

    Es sorprendente la sensibilidad de algunos en temas educativos. Se rasgan las vestiduras porque se intenta racionalizar el uso del patio, cosa que siempre se ha hecho en función de las características de los espacios y de los peligros que suponen ciertos juegos en presencia de los más pequeños. Quince o veinte niños no pueden ocupar el 90 % del espació destinado a 500. Otra cosa son las formas, que pueden o no suponer un ejercicio educativo en sí.

    Otro gallo cantaría si la indignación fuese dirigida a los recortes en profesorado y en becas. Pero éstos son temas menores, claro.

  8. Lector

    Es sorprendente la obcecación de algunos que solo ven y entienden lo que les conviene en función de su ideología.
    O quizá es que esos algunos no se enteran, no leen los pormenores de la noticia.
    Porque esta del patio escolar vasco habla de actos sexistas que podrían conducir a la violencia machista. Se habla de imponer juegos mixtos y vetar los “machistas”, de dirigir a ciertas carreras según sean chicos o chicas….se habla en suma de adoctrinamiento y manipulación.

    Otro gallo cantaría si esos algunos no hubiesen apoyado la desastrosa gestión socialista del fracaso escolar, especialmente en su feudo andaluz, pero claro, esos son temas menores.

Comenta