Archivo de Febrero, 2017

Momentos procesales

Sábado, 18 de Febrero, 2017

Desde lo más alto…

Durante estos tres últimos años busco y recopilo los casos de sangre registrados en Galicia durante los siglos XIX, XX y XXI. Son miles. Todos muy parecidos mientras no logras penetrar en sus detalles. Todos distintos cuando los destripas.

Aún así existen constantes que son reconocibles una y otra vez en la conducta de los criminales, sus defensores, los fiscales o los jueces. También por parte del público que observa el delito, que participa masivamente en el juicio y que aguarda con impaciencia la sentencia.

En ese sentido cabe distinguir dos momentos procesales que se repiten con absoluta exactitud en aquellos casos de mayor gravedad. El primero se caracteriza por la exigencia de justicia, por las acusaciones contra los sospechosos, y si ya son juzgados, por la petición de las máximas penas para ellos. No hay fisuras, ni excepciones. El héroe es el fiscal y el villano, la defensa.

Una vez alcanzado ese objetivo, especialmente si se consigue la dureza apetecida en forma de penas de muerte, toda aquella fuerza popular que se desgañita en contra de los reos se transforma en otra tan poderosa o más que solicita de las instituciones públicas su intervención para salvar a los condenados. De ese modo se asiste a campañas a favor de indultos que implican a civiles, clérigos y militares.

¿Cómo dar a la ciudad un nuevo día de luto? Ésa es la piedra filosofal con la que mover el corazón de quienes administran los indultos y que durante el mayor porcentaje de años en este período fueron los reyes durante la adoración de la Santa Cruz del viernes santo.

El pueblo satisface así su subidón de sangre previo a la sentencia y disfruta luego el bálsamo de la clemencia; todo sabiamente administrado, porque ni todos se ejecutan, ni todos se salvan. Pocas veces como ayer, los procesados eran parientes tan cercanos al rey.

La legítima ilegal

Viernes, 17 de Febrero, 2017


Si me quiten la legítima recuerda que somos colegas ¡eh!

Cuando Navarra legisla sobre la legítima, hace ya un puñado de años, se produce un sorprendente efecto llamada, consistente en acercarse a esas tierras, empadronarse, o hacer lo que exijan, para tener derecho a un testamento de acuerdo con los nuevos criterios.

¿Y cuáles eran ésos? No es éste lugar para dar detalles, pero básicamente se trata de eliminar la obligatoriedad de la legítima, o sea, dejar a uno o varios hijos sin el porcentaje de la herencia legítima, como se establecía en el resto del territorio nacional.

Si me lee alguno de mis vástagos, no piense que estoy en esas maquinaciones. Es puro interés profesional.

Tres razones fundamentales habían llevado al legislador navarro _ ¿o era el vasco? _, a modificar la legítima. La droga, el juego y la falta de idoneidad para recibir según qué bienes. Las dos primeras causas se explican por si solas. Piensa el padre de algún descendiente atrapado en esas circunstancias que cualquier bien en contacto con esas adiciones se derrite en semanas o meses, según sea el caudal a heredar.

La tercera es más compleja, pero se entiende en caso de empresas o unidades de negocio que se transmiten.

Ahora resulta que ya no es solo Navarra, donde la legítima permanece solo como una obligación simbólica, sino que otras autonomías, entre ellas Galicia, se han dispuesto por este camino, porque además de las razones anteriores, se ajusta a lo que dice el Reglamento Europeo de Sucesiones.

Total, que se pone la cosa chunga para gorrones de segunda generación y aunque de todo hay por delante, a los espíritus liberales, a los que odian que el Estado marque uno por uno todos sus pasos en la vida, este tipo de medidas les debe complacer por entero. Y por otra parte, al que testa siempre le queda la posibilidad de otorgar la justísima, que es lo que a él le dé la gana.

Travesuras de San Valentín

Jueves, 16 de Febrero, 2017

Amistad con derecho a roce

Ha sido un San Valentín horribilis en casa Tarradellas. Bueno, para ser exactos, en la de Puigdemont, en la de Colau y en la de Forcadell.

Todo empezó con uno de esos mensajes víricos de wasap en el que se reclama a los catalanes un “desperta ferro” para sacudirse de encima la mentira independentista, sus mitos y manipulaciones. Parecía escrito por Boadella.

A mí me llegó a eso de las nueve y luego supe que circulaba a gran velocidad por todo el Estado, vamos, lo que es España.

A esa misma hora, más o menos, los catalanes se desayunaban con el titular de uno de sus periódicos, en el que venía a decir una vez más, pero de forma clara y rotunda, que el procés podía olvidarse de tener a Francia al lado, ya que es un asunto ilegal. Que dejen de llamar “a la porte, parce qu´ils, ne sont pas à la maison”.

Caliente todavía el café mañanero, circula ahora el vídeo del homenaje espontáneo que en el aeropuerto de Santiago de Chile le rinden los viajeros a los soldados españoles que participaron en la extinción de incendios. Igualito que la Colau, pero al revés. ¿Puede haber una autoridad más indigente que esa rapaza?

Faltaba por llegar la anulación de la convocatoria del referéndum por parte del Constitucional, advirtiendo sobre la consiguiente responsabilidad penal, y todavía no era la hora del almuerzo. Cuando llegó, los chats se pusieron a disparar contra los principales actores del drama.

_¿Qué? ¿Otra vez a echarle la culpa a los voluntarios?

Aquella era demasiada humillación. Menos mal que por la noche el Barça aliviaría las penas a los que creen que debe ser el club de la escisión.

Pero no, la jornada no estaba destinada a la gloria, ni París fue la ciudad luz. Cayeron 4 y más de uno se fue a la cama agradecido de que se acabase ya el puñetero día de los enamorados.

Comenencias

Miércoles, 15 de Febrero, 2017

Un, dos; un, dos…

El Real Madrid se quita la cruz de su escudo para vender a los árabes y las feministas del gobierno sueco se colocan el velo para desfilar ante el presidente iraní.

¿Respeto? No, pasta.

Hay principios que se mantienen hasta que molestan a los compradores, a los contratistas o a los hombres de los petrodólares. Lo dijo Groucho en forma de chiste y lo repitieron todos los moralistas con frases admonitorias.

Voltaire plagia a Beauchêne, o al revés, para advertirnos sobre quienes creen que con dinero se puede hacer cualquier cosa, pues ellos son los que están dispuestos a hacer cualquier cosa por dinero. Y ahí las tienes hoy, desfilando con paso sumiso ante la autoridad religiosa, bien cubiertas de pies a cabeza pese a haberse conjurado tantas veces contra el velo en aquelarres furiosos.

Para que no resalte ni el contorno de los pechos, la ministra sueca Anne Linde acude a la recepción del presidente Rouhaní enfundada en un abrigo de corte gabardina que habrá complacido sumamente al clérigo de Teherán.

¿Pues no decían que las suecas venían bravas? Yo las veo muy del régimen, pensaría él al verlas de negro riguroso, tan solo suavizado por las pinceladas de color en sus tocados.

¿Y lo del Real Madrid? Eso sí que es sobredosis de entreguismo. Defenestrar el escudo de la cruz con la que se remata para vender camisetas mundo adelante es una de las decisiones más perversas de cualquier compañía humana.

Hay que imaginar el desarrollo de la reunión en que se decide capar el símbolo católico e intuir las palabras utilizadas por alguno de los asistentes. ¿Sería Florentino?:

_No hay problema, cortamos la cruz al escudo, y a vender, que son dos días.

Rouhaní y los árabes están pensando con razón que estos occidentales son unos comenencias.

Churrovisión

Martes, 14 de Febrero, 2017

Que os den morcilla

Parece un tema menor, pero solo porque al lado se elegían personas que tendrán mucha influencia a la hora de diseñar cómo va a ser nuestro futuro.

Determinar quién nos representa en Eurovisión también es importante porque es un acto que organiza la televisión pública, porque lo pagamos todos y porque al elegido le van a dar abundantes minutos de sobreexposición en las próximas semanas, poniéndolo al alcance de muchos niños, muchos mayores y muchos extranjeros.

Y todo para que diga cuatro tonterías, chirríe como una puerta y ocupe el puesto de otros muchos jóvenes que en España _ como en el resto de los países participantes _, están haciendo música de verdad.

Este año se ha hecho todo muy mal y a estas alturas el ridículo es inevitable. Gritos, insultos, sospechas de tongo, un niño maleducado, desprecio al público y hasta tortazos fuera de cámara. Si falta algo es porque no nos ha dado tiempo a recopilar la información.

Algunos dicen que deberían anular el proceso y volver a empezar. Es decir, que revoquen al elegido. ¿Para qué? ¿Para hacerlo peor la segunda vez?

Lo que sí debe ocurrir es que rueden cabezas _ un mínimo de dos o tres _, porque puestos a organizar asuntos de poca monta, se han lucido por completo.

Como a los cantantes, a sus familiares y a los representantes no se les va a prohibir que sigan intentando hacerse personas a través de los gorgoritos, aunque se lo merezcan, las cabezas indicadas para el rebaneo caen de la parte de la organización, o sea, de la televisión pública, llegando a la altura que se estime conveniente.

De lo contrario podríamos pensar que todo se ha hecho a la perfección y que es así como se educa a un país, a mamporros, insultos y cortes de manga. En otras palabras, que fomentamos el Brexit.

La cara del perdedor

Lunes, 13 de Febrero, 2017

¿Fuiste tú el culpable o lo fui yo?

El fin de semana nos deja un puñado de triunfadores. Rajoy, Cospedal, Iglesias y Navarro. Este último es el representante español en Eurovisión; es decir, el encargado de decir dentro de unas semanas: “No me arrepiento de haber venido aunque no me haya votado ni Portugal”.

Para ello tuvo que superar una avalancha de críticas por tongo y responderles a todos con un corte de mangas, que es lo ideal para los organizadores, para el público y para él mismo. Mal empieza esta edición.

Parece claro que Iglesias no se ha llevado muchos votos, pero sí los suficientes. Queda demostrado que las antipatías que suscita fuera, dentro se vuelven contra Errejón. Pues bien, Podemos seguirá siendo tan pablista como el PP, marianista. Ya solo nos queda por despejar qué va a ser el PSOE, porque Ciudadanos se declara riverista sin fisuras.

A los cinco que no van a Eurovisión _ especialmente a Mirela, que fue la ganadora moral _, se les puso cara de Errejón, que es esa expresión, entre lela y pasmada, que a él le sale tan bien cuando abraza a Pablo, porque es la suya en reposo.

No hay nada que disimular. Cuando fracasas en tu intento debes estar triste y punto. ¿Por qué creen que los candidatos a los Goyas que no los consiguen se quedan tan tranquilos en sus asientos y aplauden al ganador? Pues sencillamente, porque ya saben el resultado de antemano y se han llevado el berrinche horas antes.

Las bases le piden a Pablo unidad y humildad. Justo. Ésas son las virtudes principales de Iglesias. Unidad, porque él es en si mismo uno y trino. De sus admirados líderes ha aprendido la capacidad de eliminar competidores a dos manos.

¿Y qué decir de su tradicional humildad? Si su petulancia ya no cabía en el Congreso, ¿dónde podrá albergarla ahora?

El juicio final

Domingo, 12 de Febrero, 2017

Comienzan las votaciones

A estas horas, con la votación inminente, circulan encuestas en las que Errejón arrasa con porcentajes que doblan a los de Iglesias. Hay una de 65 contra 35 y cosas así.

Ahora bien, la gran mayoría de quienes participan en ellas no votarán hoy, y por lo tanto no se trata de una indagación sobre el sentido del voto, sino sobre los deseos y las percepciones de la realidad.

Hecha la advertencia y establecidas las precauciones, sí se puede decir que Íñigo vapulea a Pablo. ¿Por qué?

Lo que desde aquí se diga sobre la dicotomía podemita también forma parte de la percepción que da la barrera cuando se asiste a los toros. Es decir, un mundo donde se mezclan las impresiones con las apetencias.

Es imposible que el preferido surja de un análisis cabal de los dos programas. Si acaso, eso se dará entre los votantes de Vistalegre, y bastante optimismo es pensar que tal ocurra.

No, el preferido sale de una amalgama de sensaciones transmitidas desde que ambos forman parte de la pomada y del famoseo. Pablo se ha expuesto más a los medios y sobre el papel es el que cuenta con mayores índices de popularidad. Sin embargo, su imagen lo ha devorado sin compasión.

Chulo, prepotente, desafiante, manipulador, macho alfa, flojo en historia de España, narcisista, autoritario y pesetero. Ésas son algunas de las perlas cultivadas en el tiempo de exposición, mientras que en la casilla negativa de Errejón prácticamente solo aparece aquel episodio del trabajo fantasma por el que fue inhabilitado en la Universidad de Málaga. El resto del perfil tiende a neutro, cuando no a positivo. Esto es lo que en nuestra opinión se traduce ahora en mayor simpatía hacia su candidatura, al menos, desde fuera de la formación.

Desde dentro carece de interés especulativo porque solo faltan minutos para el juicio final.

Gente de peso

Sábado, 11 de Febrero, 2017

Volaron

Estoy viendo una lista que ha elaborado ABC con los cien españoles más influyentes para lo que falta de año y observo notables presencias y sobresalientes ausencias.

De los que están (22 mujeres y 78 hombres), llama la atención la extraordinaria influencia que van a tener en nuestras vidas David Bisbal, Pau Gasol o el diseñador Custo Dalmau. No capto en toda su dimensión qué pinta Bisbal al lado del Rey, Rajoy o Soraya, ni cómo va a interferir en mi vida al mismo nivel que Montoro, a no ser que decreten la obligatoriedad de escuchar “Ave María, ¿cuándo serás mía?” a la hora del Ángelus.

La influencia de Custo Barcelona es más notoria. Después del referéndum nos van a uniformar con sus camisetas para que sintamos el procés a flor de piel.

Después están las ausencias. Por ejemplo. No hay ni uno de Podemos. Es como si después de Vistalegre viniese un cálido viento de Poniente y se los llevase volando a donde están las niñeras competidoras de Mary Poppins. O más gráfico todavía, como si se hubieran enzarzado en tan cruenta batalla que el último muere camino del hospital de campaña.

Del PP figuran la mayoría de los ministros y solo tres que no lo son: Aznar, Arias Cañete y Feijóo. Una especie de pasado, presente y futuro.

En el PSOE también hay ausencias muy significativas. No están Sánchez, López ni Fernández; solo Díaz, lo cual es una apuesta directa y sin ambages. A Ciudadanos lo despachan con la presencia de Rivera, lo cual también es un diagnóstico.

Y del resto de los partidos no hay ni la muestra. Ninguna de las tres Ces influirá en el 2017; ni Carmena, ni Colau, ni Cristina Cifuentes.

Completan la lista 35 empresarios y banqueros, así como representantes del arte, la investigación, la iglesia, el deporte y diversos profesionales. Escritores, ni uno; ni Belén Esteban.

La moneda única

Viernes, 10 de Febrero, 2017

Está claro quién es Iglesias

Se ha explicado ya en numerosos foros y con claridad meridiana la importancia de Vistalegre. Allí ocurre lo que tantas veces en la vida y en la política; es decir, que se presenta como una profunda dicotomía nacional lo que en realidad no pasa de ser una lucha interna por la supervivencia, como Tom y Jerry, como el Coyote y el Correcaminos.

Prueba de ello es que cualquier encuestado _ es decir, aleatorio _, se las vería y desearía para establecer diferencias entre los dos principales candidatos, más allá de la longitud de sus cabellos, o del diámetro de sus bocas una vez abiertas.

Y no es que sean lo mismo, que escritas están sus características, sino que éstas no han trascendido porque todo se resuelve en un Pablo contra Íñigo y viceversa, como si fuera un Barça-Real Madrid. No hay argumentos, hay simpatías y con eso llega.

Para los candidatos, y sobre todo para sus cercanos, la confrontación puede suponer la sopa, el filete y el postre de los próximos lustros, y eso, amigo mío, es más grave que citar a Gramsci sin haberlo leído.

Monedero se desgañita en las redes a favor de Iglesias, porque si pierde estará obligado a rascarse los bolsillos en busca de la moneda única, la única que le quede.

Ante tal panorama adquiere fuerza y prestancia la sabiduría gallega de Carolina Bescansa, que lejos de posicionarse en uno u otro bando, sabiendo que en cualquier caso existe un 50 por ciento de posibilidades para el fracaso, opta por retirarse de la pugna, que tiempo habrá para volver al lado… del que gane.

No es que no se sepa si el gallego sube o baja las escaleras. ¡Qué tontería! Para eso basta echar un ojo. Lo que el gallego no sabe es quién las va subir o bajar, y por eso espera pacientemente a que ocurra.

Ya lo dice el refrán, el que tiene vista, está alegre, y el que no, a Vistalegre.

Dogma de Caram

Jueves, 9 de Febrero, 2017

Cuatro gotas

La monja Lucía Caram ha dicho que la Virgen no era virgen. Ahora va y nos descubre que el Espíritu Santo no es una paloma, y lo borda. A esta señora le tuvieron que dar el título de monja en la Tómbola del Cubo, porque cada vez que sale a la palestra es para decir babosadas y hombre, todos nos podemos columpiar una y hasta dos veces, pero siempre… hay que apuntar muy bien para conseguirlo.

Por otra parte, ¿qué sabrá ella de la virginidad de María? Aproximadamente lo mismo que Manuel Tronco Abedul, un señor que vive en Riberuelo del Panadizo. Pensando pensando, ha llegado a la conclusión de que María y José tenían que mantener relaciones sexuales como todo quisqui. ¿Por qué? Pues porque le sale a ella del nabo. Bueno, no; de la nabiza.

A tan brillantes conclusiones, como decimos, llega también Manuel Tronco, pero este brillante pensador de la estepa castellana se lo calla, ya que sus fundamentos le parecen demasiado endebles como para salir en los medios gritando que María y José lo hacían todos los sábados y algún martes que otro, si no había muchos pedidos en la carpintería.

A la monja le piden entrevistas como se las pedían a Jesús Gil, en la seguridad de que tarde o temprano va a soltar alguna burrada. Y aciertan.

La gran desgracia es que hoy las tonterías venden y siempre hay un Risto Mejide dispuesto a ceder tiempo y espacio para que el tonto se explaye. A los listos solo los entrevistaba Punset, y para eso su programa iba tarde, muy tarde, no fuese a crecer la afición por escuchar algo sensato y se les acabase el chollo de los gilipollas, gente que puedes reponer con facilidad, porque para decir estupideces vale cualquiera.

Ansiosos quedamos a la espera de que sor Lucía nos descubra que el diluvio solo fue una ciclogénesis.